Descubre la alimentación de las serpientes

Descubre la alimentación de las serpientes

Actualmente cada vez más personas se animan a tener una serpiente como mascota. Si compartes tu vida con un ofidio, es posible que te hayas informado sobre los cuidados que necesitan las serpientes. Una de las cosas clave a la hora de tener este tipo de mascota es conocer su alimentación.

Es por ello que hoy en Wakyma queremos contarte más cosas sobre la alimentación de las serpientes, los tipos de alimentación para serpientes que existen, cuánto comen y cómo se les debe alimentar.

La clasificación en función de la alimentación de las serpientes

La clasificación en función de la alimentación de las serpientes
(Foto via: bioenciclopedia)

Una de las cosas básicas que debes tener en cuenta a la hora de adquirir una serpiente, es su tipo concreto de alimentación. Según la especie que sea, deberemos darle de comer unos animales u otros. ¡Te lo contamos!

Absolutamente todas las serpientes son carnívoras, no obstante, el tipo de animal que debemos darle, si variará.

Serpientes que comen mamíferos y aves

La mayor parte de las serpientes (que se pueden tener como animal de compañía), pertenecen a este grupo, y se alimentan de pequeños mamíferos y aves.

Ten en cuenta que dependiendo del tamaño de la serpiente, esta podrá comer ratas y ratones, pero también podrá comer: jerbos, cobayas, hámsters, conejos, codornices e…¡Incluso pollos!

Este tipo de serpiente, suele aceptar bastante bien las presas muertas, trozos de carne e incluso preparados especiales para serpientes. Este tipo de serpientes puede dividirse en dos grupos:

  • Serpientes pequeñas y culebras: suelen medir entre 60-140cm. Las más conocidas son:Lampropeltis alterna, la Lampropeltis mexicana, la Lampropeltis pyromelana y la Lampropeltis getula. Aunque también están: las falsas corales Lampropeltis triangulum y las serpientes del maíz o ratoneras Pantherophis guttatus.
  • Boas y pitones: este tipo de serpiente, es más grande que las anteriores, ¡algunas pueden llegar a medir 8 metros! (aunque en cautividad no suelen pasar los 5). Se caracterizan por ser constrictoras, ¡son las que mucha gente busca como mascota! Seguramente las que más te sonarán son: Python regius, la Python molurus y la Boa constrictor

Serpientes que comen saurios y ofidios

Este tipo de serpiente, se caracteriza por ser saurófagas (es decir, comen lagartos y a otras serpientes). No son demasiado frecuentes como mascotas, de todas las serpientes de este tipo, la única que se puede tener es la Lampropeltis (que pese a pertenecer a este tipo de serpiente, cada vez más se ha acostumbrado a comer ratones).

Serpientes que comen insectos y arañas

Las serpientes de este tipo se alimentan mayoritariamente de saltamontes, grillos, cucarachas, gusanos… Este tipo de serpientes, son de tamaño pequeño, no obstante no se recomiendan para usuarios principiantes con las serpientes. ¡Necesitan algunos cuidados extra específicos! Además… No se comercializan demasiadas especies insectívoras. 

Si estás buscando una serpiente de este tipo, las más comunes son: la Opheodrys aestivus aestivus o culebra verde áspera norteña.

Serpientes que comen peces

Este tipo de serpiente, se alimenta de peces de agua dulce (vivos o muertos). Y contrario a lo que pueda parecer, ¡es una de las serpientes más fáciles de mantener! Están altamente indicadas para principiantes.

Si estás buscando una serpiente que pertenezca a este tipo, la más común es la Thamnophis sirtalis, que es conocida como serpiente de jarreta o culebra rayada.

Ahora que ya sabes el tipo de alimentación que puede tener tu serpiente, ¡asegúrate de estar dándole el tipo de alimentación que necesita! Si le dieses otro, ¡puede que no lo coma!

Con qué frecuencia debo alimentar a mi serpiente

Con qué frecuencia debo alimentar a mi serpiente

Lo primero que debes tener en mente es que los reptiles son animales que pueden estar durante bastante tiempo sin ingerir ningún alimento. Aunque, ¡ojo! Si deben beber agua.

La frecuencia con la que necesitarás alimentar a tu serpiente, ¡va a depender de su tamaño! Normalmente, las serpientes de menos de 1 metro, son culebras terrestres, y en cuanto a las insectívoras y las piscívoras, pueden llegar a comer entre 1-5 veces a la semana.

Las pitones pequeñas (entre 1-2 metros de largo), normalmente comen 1 vez a la semana. Si tu pitón es más grande y mide entre 2-6 metros, deberá comer una vez cada 2-3 semanas.

Las serpientes que miden más de 6 metros, ¡comen aún menos!

También debes salir que las serpientes son animales que están mucho más activos en primavera y verano, no. obstante en invierno y otoño, ¡comen mucho menos! En cuanto a la hora, ¡recuerda! Las serpientes prefieren comer durante la tarde-noche.

Consejos para saber dar de comer a tu serpiente

Consejos para saber dar de comer a tu serpiente

Esto dependerá de si tu serpiente está o no acostumbrada a comer de una manera determinada. Normalmente se diferencian dos tipos:

  • Si tu serpiente viene de su propio entorno natural, ¡es muy raro que pueda acostumbrarse a comer a una presa muerta! En ese caso, deberás darle presas vivas para que puedan capturarlas.
  • En el caso contrario, si tu serpiente ha sido criada en cautividad, se podrá acostumbrar sin problema a comer desde presas muertas, trocitos de carne, o productos especialmente preparados para serpientes.

Las presas que vienen preparadas para serpientes, se venden ya congeladas, por lo que deberás mantenerlos de esta manera, hasta que puedas dárselas a tu serpiente. ¿Por qué? De esta manera lograrás que el alimento permanezca en perfecto estado. Cuando quieras darle ese alimento a tu serpiente, descongélalo, y si tu serpiente es una especie sin rosetas termorreguladoras, simplemente deberás moverlo un poco delante de tu serpiente para que esta lo coja. Si por el contrario tu serpiente si tiene rosetas termorreguladoras, ¡la temperatura de su “presa” será importante!  En ese caso, deberás calentar en el microondas a la “presa” y moverlo delante de ella.

Ten en cuenta que las presas enteras (vivas o muertas) tienen más nutrientes que los trozos de carne (e incluso que los preparados cárnicos), una presa entera proporciona: calcio, enzimas digestivas, bacterias…Los preparados solo aportan la proteína de la carne.

Si quieres compensar la alimentación de una serpiente que se alimenta solo de cachitos de carne o preparados, deberas darle suplementos nutricionales especialmente indicados para serpientes, estos se introducen en la propia carne o se espolvorean por encima.

Etiquetas: ,
Post Anterior Siguiente Post