enfermedades del pug

Las enfermedades del Pug o Carlino más comunes

Hay razas de perros que son más propensas a sufrir ciertas enfermedades que otras. Cada una tiene sus puntos débiles y hoy nos vamos a centrar en los perros Carlino, una raza que, por su fisionomía y otros aspectos de su cuerpo, es propenso a sufrir ciertos problemas de salud concretos. Estas son las enfermedades del Pug que con más frecuencia padecen.

Las enfermedades del Pug o Carlino

El Pug o Carlino es una de esas razas de perro que no pasan inadvertidas. Bien sea por su curioso aspecto (de cuerpo pequeño y regordete, con carita redonda, recubierta de arrugas y morro chato) o por lo simpáticos y divertidos que son, es uno de los peluditos más queridos como mascota. ¡Aunque desde Wakyma siempre recordamos que no importa la raza para amar a un animal!

enfermedades del pug

Si se le cuida bien y se le presta atención a todas sus necesidades de salud, puede llegar a vivir entre 12 y 14 años. Por eso, te vamos a explicar qué enfermedades del pug son las más frecuentes.

1. Enfermedades respiratorias

En primer lugar, tenemos que destacar las enfermedades respiratorias. Y es que ese morro chato que le da ese aspecto tan particular a la raza, se debe a que es un perro braquicéfalo. Las razas que sufren este síndrome presenta una serie de anomalías anatómicas que se reflejan en la forma de su cráneo facial (más ancho y corto) y afectan a las fosas nasales, paladar y vías respiratorias, en general.

¿Has oído a un Pug roncar estando despierto y algo agitado? ¡Es por este motivo!

Estos problemas respiratorios nos obligan a tener ciertas precauciones con este peludo.

enfermedades del pug

Una de ellas es no obligarles a hacer ejercicio en exceso. Por otro lado, hay que mantenerlos a salvo de las altas temperaturas, ya que son propensos a sufrir golpes de calor. ¡Y mucho ojo con el peso! Los kilos de más no le ayudan para nada.

El Pug o Carlino no es la única raza de perro con síndrome braquicéfalo, lo tienen también los Bulldogs, el Bóxer y el Boston Terrier, entre otros.

2. Enfermedades en la piel

Los Pug tienen el cuerpo cubierto de arrugas y esto puede causar problemas si no se le presta atención. Cuando bañes a tu perro o si salís de paseo y llueve, asegúrate de secar a conciencia cada pliegue de su piel. Esto evitará que la humedad permanezca en su cuerpo favoreciendo la aparición de ciertos hongos y dermatitis.

También es importante que lo cepilles con frecuencia para eliminar suciedad y pelos muertos y revises que, entre esas arruguitas, no hay nada. Con esto evitarás infecciones cutáneas y alergias, muy comunes en los Pugs si no se les cuida bien.

enfermedades del pug

3. Enfermedades oculares

¡Ay, esos ojazos que tienen los Carlinos y que nos enamoran! La pena es que esas dos bolitas saltonas que tienen por ojos sufren mucho.

Al ser tan grandes y estar algo “desprotegidos” por la forma de su rostro, tienen tendencia a estar en contacto o rozarse con elementos externos y con los propios pelos de sus pliegues. Esto suele provocarles úlceras, aunque también pueden padecer conjuntivitis, entropión y lo que se conoce como “cherry eye”, que es un prolapso en la glándula del tercer párpado que tienen los perros y que hace que esa glándula se salga de su sitio enrojecida.

enfermedades del pug

4. Enfermedades en las articulaciones

Una de las enfermedades del Pug más comunes a nivel articulaciones es la luxación de rodilla, rotulina o patelar. Esto supone que la rótula se salga de su lugar natural.

Otro de los problemas habituales de esta raza es la enfermedad de Legg-Calvé-Perthes ,que supone una degeneración de la cabeza del fémur de las patas traseras, provocando daños en la articulación de la cadera.

La displasia de cadera, aunque es más común en razas de perros más grandes, también puede aparecer en un Carlino.

enfermedades del pug

5. Obesidad

Claro, nos miran con esos ojos y no le podemos negar nada. ¡Error! Una de las enfermedades del Pug que más problema le acarrea es la obesidad, ya que tiene como consecuencia todos los demás problemas que hemos mencionado.

Esta raza es muy propensa a coger peso, por eso, es esencial que controles a la perfección las raciones de comida que le das. Además, siempre debes ofrecerle comida especial para su raza y edad.

enfermedades del pug

6. Enfermedades del sistema nervioso

Hay una enfermedad a la que hay que hacer mención especial, ya que es mortal y se desconoce su origen. No es una enfermedad exclusiva del Pug y tampoco se da en todos los casos, pero es hereditaria, por lo que cuando vayas a adoptar a un perro deberías preguntar si alguno de sus antepasados la sufrió.

Se trata de la encefalitis o meningoencefalitis necrotizante, o lo que es lo mismo, una inflamación del cerebro y aquellas membranas que lo rodean, que dañan el sistema nervioso del peludo.

enfermedades del pug

Ya conoces las enfermedades del Pug más comunes, ¡ahora cuídalo como se merece!

Etiquetas: , , , , , , ,
Post Anterior Siguiente Post
By
Graduada en Comunicación Audiovisual por la Universidad Complutense de Madrid (2016), con formación en Marketing Online y experiencia en la redacción de contenidos de diversa temática optimizados para SEO. Experta en contenido sobre mascotas y salud veterinaria, actualmente continúa formándose en este ámbito como Auxiliar Veterinaria.