diferencias entre jerbos y cobayas

Diferencias entre jerbos y cobayas: todo lo que debes saber

Entre las mascotas que más fama están alcanzando durante los últimos años, encontramos algunos roedores. Sin embargo, estos, al no ser animales tan fácilmente diferenciables como pueden ser los perros o los gatos, en ocasiones muchas personas confunden unos con otros. ¡Es por ello que hoy os vamos a mostrar las diferencias entre jerbos y cobayas!

¿En qué se parecen los jerbos y las cobayas?

Antes de comenzar a explicar las diferencias entre jerbos y cobayas, vamos a aclarar en qué se parecen. ¡Esto también es importante conocerlo!

Grandes mascotas

La primera similitud que encontramos entre ambos animalitos es la que ya se ha mencionado: ambos son muy buenos animales de compañía y se encuentran entre los roedores más escogidos como mascotas, especialmente entre las familias con niños. Esto es así porque, debido a que no requieren unos cuidados muy complejos, suelen ser excelentes primeras mascotas.

en qué se parecen jerbos y cobayas

Alimentación

Otra cosa en la que estos dos animales se parecen es en su alimentación, puesto que ambos son herbívoros. En el caso de las cobayas, su alimentación está compuesta por heno, pienso específico, hojas, verdura y frutas. Para el jerbo también es importante el pienso, los vegetales las frutas y los frutos secos.

Dientes

Otro detalle curioso en el que jerbos y cobayas se parecen es que sus dientes no dejan de crecer a lo largo de su vida. Es por ello que en sus jaulas no deben faltar nunca objetos para que puedan roer y desgastarlos. El sobrecrecimiento dental es uno de los problemas dentales más comunes en roedores.

Diferencias entre jerbos y cobayas

Ahora sí, pasemos ahora a hablar de las diferencias entre jerbos y cobayas.

Taxonomía

La primera diferencia entre ambos la encontramos en su clasificación taxonómica. Ambos son roedores, es decir, pertenecen al Orden Rodentia. Sin embargo, la Familia a la que pertenecen los jerbos es la Dipodidae y, dentro de ella, a la Subfamilia Dipodinae.

Por su parte, la cobaya pertenece a la Familia Caviidae, Subfamilia Caviinae, Género Cavia y Especie Cavia porcellus.

Lugar de origen

Las cobayas provienen de la zona de los Andes, especialmente de zonas selváticas húmedas de Perú, Colombia, Bolivia y Ecuador. Por su parte, los jerbos provienen de zonas desérticas asiáticas. Estos están más acostumbrados a ámbitos secos.

Esperanza de vida

La esperanza de vida es otra de las diferencias entre jerbos y cobayas que existen y que se deben tener en cuenta. Es verdad que ninguno de los dos animales es muy longevo, pero la cobaya puede vivir algo más que el jerbo. 

Para ellas la esperanza de vida es de 4 a 8 años, mientras que para los jerbos tan solo es de 3 – 4 años.

las diferencias entre jerbos y cobayas

Tamaño

El tamaño es una de las diferencias entre jerbos y cobayas más evidentes. Los jerbos tan solo miden entre 10 y 15 centímetros, incluyendo su cola. Por su parte, las cobayas pueden llegar a medir unos 20-25 centímetros.

Peso

Acorde con el tamaño, va también la diferencia de peso entre ambos animales. El peso del jerbo suele situarse, tan solo, entre los 50 y los 120 gramos. Por su parte, una cobaya puede llegar a pesar un kilo.

Cuerpo

Una característica física en la que se diferencian estos animales es en sus patas. Aunque los dos tienen patas traseras más fuertes que las delanteras, las de los jerbos son mucho más grandes. Esto les permite posicionarse erguidos sobre esas dos patas si desean curiosear o, incluso, saltar.

principales diferencias entre jerbos y cobayas

Las cobayas no saltan y si lo hacen tan solo es en momentos específicos de alegría, usando todas sus patas.

Por otro lado y siguiendo con partes de su cuerpo, hay que destacar que las cobayas no tienen cola. Por su parte, los jerbos poseen una cola larga que puede llegar a medir lo mismo que su cuerpo.

Variedad

Dentro de lo que son las cobayas, existen muchas diferentes: algunas tienen el pelo larguísimo, otras corto y otras no tienen, como la cobaya skinny. Los jerbos, aunque pueden variar el color del manto, siempre tienen el pelo corto.

Jaula

Ambas mascotas requieren de una jaula amplia en la que habitar. Además, es esencial que el suelo no sea de rejilla en ningún caso, pues este puede dañar las patas de los animales.

Lo que sí hay que tener en cuenta es que, por su tamaño, la jaula de la cobaya debería ser más grande que la de un jerbo.

Comportamiento

Los cuyos suelen ser animales bastante tranquilos, que gustan de tener un sitio resguardado dentro de la jaula para descansar y a él acuden para este fin. Los jerbos, en la naturaleza, excavan sus propias madrigueras y hacen túneles para refugiarse. Ese comportamiento lo suelen trasladar a la jaula, por lo que el sustrato suele salir volando por los aires en ese afán.

Además de esto, otra curiosidad es cómo reacciona cada uno frente a un enfado. Mientras que los jerbos tamborilean con las patas traseras en el suelo, las cobayas rechinan sus dientes. Y, en general, los sonidos de las cobayas son muchos más que los de los jerbos.

Por último, hay que aclarar que los jerbos son más activos y enérgicos que los cuyos.

 

¿Han quedado claras las principales diferencias entre jerbos y cobayas? ¡Quizás te sirvan para decantarte por una u otra mascota!

Etiquetas: , ,
Post Anterior Siguiente Post
By
Auxiliar de Veterinaria, Graduada en Comunicación Audiovisual por la Universidad Complutense de Madrid y redactora SEO especializada en contenidos sobre mascotas. Siempre en continua formación para ampliar sus conocimientos sobre el mundo animal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

14 − Ocho =