diabetes en el hámster

Diabetes en el hámster: ¿es posible que se dé?

Hay ciertas enfermedades que podemos sufrir las personas que también pueden padecer algunas mascotas. Una de estas patologías es la diabetes en el hámster. Por ello, si tienes a uno de estos roedores como mascota lo ideal es que conozcas todos los detalles de esta enfermedad.

El hámster como mascota

Si el hámster es uno de los roedores preferidos como mascotas no es por casualidad. Su tamaño reducido y cuidados no muy complejos le convierten en un animalito ideal para los hogares, especialmente para aquellos en los que hay niños.

Además, si se les trata con cariño, respeto y se les acostumbra al contacto humano, son realmente cariñosos. ¡Además de divertidos!

Eso sí, para que tengan una buena actitud, deben ser cuidados como se merecen y eso implica alimentarles correctamente, proporcionarles una jaula adecuada con una rueda para hámsters, juguetes, mantenerlos a ellos y su entorno limpios y atender todas sus necesidades.

Diabetes en el hámster: ¿se puede dar?

Sí, lamentablemente, la diabetes en el hámster es posible. Eso significa que tiene una cantidad elevada de azúcar en sangre. Pero, para ser más exactos, definamos qué es la diabetes.

la diabetes en el hámster se puede dar

¿Qué es la diabetes?

La diabetes es una enfermedad crónica de carácter irreversible en la que la glucosa se presenta en exceso en la sangre y la orina.

Esto se produce porque falta insulina (la hormona que se encarga del aprovechamiento metabólico de los azúcares por las células del organismo) o el propio organismo produce una resistencia a dicha hormona.

Existen dos variantes de esta enfermedad, principalmente.

Por un lado estaría la diabetes tipo 1, que se produce porque el páncreas no elabora la suficiente insulina. La razón suele ser una reacción autoinmune mal dirigida que ataca a las células pancreáticas que se encargan de su síntesis.

Por otro lado, la diabetes tipo 2 es la más común tanto en humanos como en animales. En estos casos, la insulina no es que desaparezca de la circulación del individuo, pero sí que el organismo presenta resistencia a ella.

Ninguna de las especies de hámsteres conocidas está exenta de padecer esta enfermedad. Sin embargo, en el hámster Campbell enano es muy normal su aparición.

Por lo general, la diabetes en estos animales comienza a manifestarse entre los 7 y los 9 meses de edad.

¿Qué causa la diabetes en el hámster?

De momento, lo que se ha demostrado es que la diabetes en el hámster es heredada. El número de genes que provocan la mutación en especímenes salvajes es desconocido, pero lo más probable es que la proporción de los mismos varíe bastante en poblaciones en cautividad.

Sin embargo, esta enfermedad se puede manifestar en el hámster con mayor gravedad y rapidez debido a ciertas desatenciones en sus cuidados. Entre dichas desatenciones, se encuentran:

  1. Ponerle al hámster comida de más y dejarla a su alcance de forma ilimitada.
  2. El estrés.
  3. Un entorno descuidado, por ejemplo, la jaula sucia.
  4. Darle al animal una dieta con un contenido graso muy elevado.

Dicho esto, cabe aclarar que, la diabetes en el hámster no está asociada a factores típicos como puede ser la obesidad o un estilo de vida sedentario, como sí sucede en el caso de las personas. Puede que en este animal dichos factores estén relacionados con la patología, pero no hay prueba científica que lo confirme en todos los casos.

causas de la diabetes en el hámster

Cómo saber si mi hámster tiene diabetes

Si deseas saber si tu hámster tiene diabetes, entonces es importante que conozcas los síntomas de esta patología en el animal.

Dichos síntomas se pueden presentar con mayor o menor intensidad, todos a la vez o no, solo algunos, etc. dependiendo del ejemplar, de la etapa en la que se encuentra la enfermedad y el grado de gravedad de la misma.

Algunos de los síntomas más obvios son:

  • Bebe más: con el fin de que la glucosa sea excretada con la orina, esta va a necesitar mucha agua. Por ello, uno de los síntomas de diabetes en el hámster es que este beba más.
  • Pérdida de peso: con la diabetes, los tejidos queman grasas y nutrientes con mayor rapidez para compensar la imposibilidad de usar la glucosa. Por ello, esto se puede manifestar en una pérdida de peso.
  • Incremento del apetito: aunque parezca contradictorio el hecho de que se pueda dar una pérdida de peso y un aumento del apetito, esto puede suceder cuando aparece la diabetes en el hámster. Dado que el animal está siempre muy cansado porque sus células no pueden aprovechar la glucosa para obtener energía, comerá más por instinto para su recuperación.
  • Falta de energía: como hemos dicho, la escasez de energía es uno de los síntomas de la diabetes en el hámster, ya que las células tienen un número menor de nutrientes que metabolizar.
  • Temblores: debido a la debilidad y falta de energía, los temblores pueden ser otro de los síntomas de la diabetes en este animal.

¿Tiene tratamiento la diabetes en el hámster?

Lamentablemente, no existe un tratamiento para esta enfermedad en los hámsteres. Por ello, la única manera de paliar sus síntomas es cambiar y cuidar la dieta del animal, así como sus hábitos.

En cuanto a la alimentación, habrá que revisar todos y cada uno de los ingredientes de su comida, eliminando tanto piensos como alimentos naturales que contengan altos contenidos de azúcares.

El agua debe estar presente y siempre a su alcance, pues como se ha comentado, uno de los síntomas es que beberá más y, además, de no hacerlo, el animal podría deshidratarse con mayor facilidad.

Por supuesto, como tutores de hámsteres, no hay que olvidar que ante cualquier síntoma de enfermedad es esencial acudir a un centro veterinario. Un profesional será el encargado de realizar las pruebas necesarias y dar las indicaciones correctas para ayudar a tu mascota.

Etiquetas: , ,
Post Anterior Siguiente Post
By
Auxiliar de Veterinaria, Graduada en Comunicación Audiovisual por la Universidad Complutense de Madrid y redactora SEO especializada en contenidos sobre mascotas. Siempre en continua formación para ampliar sus conocimientos sobre el mundo animal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno × cuatro =