mi gato estornuda o estornudos en gatos

Mi gato estornuda: ¿es normal?

“Mi gato estornuda, ¿debo preocuparme?”. Es normal que te hagas esta pregunta, ya que hay ciertas actitudes que solo se relacionan con los humanos y que se nos hace muy raro verlas en los animales. Pero sí, estornudar es tan natural en las mascotas como en nosotros. La cuestión es identificar si ese estornudo se produce por un motivo aislado o si es prolongado y causado por algo que haya que tratar.

Los estornudos en los gatos

Los estornudos en los gatos

Si fuésemos a definir lo que es un estornudo en felinos, no podemos diferenciarlo de la definición de estornudo en general.

En ellos también se trata de un acto reflejo del cuerpo, que actúa expulsando aire de golpe hacia las vías aéreas como mecanismo de defensa ante la incursión en los conductos de algún elemento que causa irritación en las mucosas nasales.

Para saber si debo preocuparme si mi gato estornuda, hay que conocer las diferentes causas de los estornudos en felinos y detectar la específica en el caso de nuestra mascota. Analicemos los motivos principales.

motivos frecuentes por los que mi gato estornuda

Mi gato estornuda: causas más comunes

Presta atención a los motivos más comunes por los que un gato estornuda.

Algo se ha introducido en su nariz

Este es uno de los motivos por los que mi gato estornuda de repente y de manera seguida y que tenemos que tratar.

Puede pasar que en un momento de exploración olfativa, un pequeño elemento (pelusa, ramita de planta, etc.) se haya introducido en la nariz de nuestro felino, obstruyendo su cavidad nasal.

Además de los estornudos, el gato puede presentar incomodidad reflejada en sacudidas de cabeza, maullidos o llevarse las paras a la nariz. Sin embargo, el problema puede ser mayor y afectar gravemente a la respiración del gato, por lo que si sospechas que ese es el problema, acude de inmediato a un centro veterinario para que retire el objeto.

Alérgenos

Los gatos también pueden sufrir diferentes tipos de alergias. Una de ellas puede ser respiratoria, al inspirar alérgenos como el polen, los ácaros, los humos o algunos productos como perfumes o ambientadores. También puede llegar a producirle alergia ciertas arenas para gatos.

Si tu gato es alérgico a esto, sus estornudos serán esporádicos cuando estén expuestos a ellos. Por eso, debes detectarlo y evitar ese contacto.

mi gato estornuda por alergia

Lesiones, tanto en la nariz como en la boca

Cuando un gato sufre algún accidente en el que se ve afectada su nariz, puede producirle estornudos. Eso sí, los traumatismos en la cabeza en general, son muy peligrosos, por eso, no dudes en acudir al veterinario en caso de que eso suceda.

Por otro lado, los problemas en la boca, especialmente en sus dientes, pueden provocarle también estornudos ya que están muy conectados.

Rinitis

La rinitis es una inflamación en la mucosa nasal, que puede ser leve o ser crónica. En cualquier caso, el estornudo es habitual en gatos con rinitis, ya que es una afección bastante molesta que causa picor.

Una infección

Si te preguntas “¿por qué mi gato estornuda?” este es de los motivos con los que hay que tener mayor cuidado.

Si se trata de una infección, además de los estornudos pueden producirse secreciones en forma de mocos o, incluso, sangrado por la nariz.

Además, puede ir acompañado de otros síntomas como la tos, la fiebre, la apatía, letargia, etc.

Podría tratarse de una infección bacteriana o infecciones virales, como el calcivirus felino, la rinotraqueítis o el SIDA felino, que son altamente contagiosos entre los gatos.

mi gato estornuda por infección

Tumores

Un tumor ubicado en las fosas nasales del gato tendrá como consecuencia el estornudo.

Es por ello que un veterinario debe realizar una exploración a tu mascota para comprobar que esta es la causa y tratarla a tiempo.

¿Hay tratamiento si mi gato estornuda?

Un estornudo aislado, no es preocupante. Incluso siendo por culpa de un objeto que se ha introducido en la nariz de nuestra mascota, puede pasar que con un simple estornudo, el gato lo expulse.

El problema viene con los estornudos que se prolongan en el tiempo y si, además de eso, notamos otros síntomas. En ese caso, hay que actuar y llevar al gato al veterinario.

Para acabar con los estornudos en gatos es importante conocer el motivo.

qué hago si mi gato estornuda mucho

Si se trata de alérgenos pero no es grave, bastará con eliminarlos del ambiente. Por ejemplo, no uses ambientadores en presencia de tu gato o cámbiale el tipo de arena que usas en su bandeja.

En casos de alergia más grave, el veterinario puede recomendar un tratamiento basado en antihistamínicos.

Si la causa es infección, puede haber solución con antibióticos, pero algunas de las infecciones que hemos comentado anteriormente no tienen tratamiento y la única forma de evitarlas es con la vacunación apropiada a tiempo.

Si un objeto se ha introducido en la nariz del felino, lo aconsejable es que sea un profesional quien lo extraiga (si el gato no lo ha expulsado con sus estornudos), ya que en ocasiones requiere de anestesia, pues puede causar dolor al animal.

Por último, en caso de un tumor, quizás haya que intervenir quirúrgicamente.

Etiquetas: , , , ,
Post Anterior Siguiente Post