Consejos para el parto de una perra primeriza

Consejos para el parto de una perra primeriza

Si tu perra va a tener cachorros por primera vez en su vida. ¡Esta entrada es imprescindible para ti! Lo primero que debes saber sobre el parto canino es que este dura 60 días.

Pero…¡NO te preocupes! En Wakyma te damos todos los consejos que necesitas, para que tu perra primeriza, no corra riesgos. Si se acerca la fecha del parto de una perra primeriza, nunca está de más que te informes, y preguntes a tu veterinario habitual todas las dudas que tengas.

La gestación de una perra primeriza

La gestación de una perra primeriza
(Foto via: pet darling)

El tiempo del embarazo en las perras puede oscilar entre 60-63 días. Durante este tiempo, veremos muchos cambios en el cuerpo de nuestra perra. No obstante ¡es importante saber identificar si estos son cambios normales de su embarazo! O si por el contrario, tu perrita está experimentando alguna dificultad.

  • Durante su embarazo, tu perra cambiará su comportamiento: perderá interés hacia sus juegos habituales, y se volverá más tranquila.
  • Tu perra dormirá mucho más.
  • Se volverá más cariñosa contigo y tu familia.
  • Si se acerca un perro macho, estará mucho más arisca que antes (aunque sea el papá de la camada).
  • Disminuirá su apetito por lo que, ¡estate especialmente atento!

Recuerda llevar a tu perra a sus controles regulares, así podrá ver cuántas crías va a tener, esto será clave para saber si falta alguno por salir en el momento del parto.

La preparación del nido para los cachorros

La preparación del nido para los cachorros

Más o menos, cuando a tu perra le queden 10-15 días para el parto, ¡buscará un rincón de la casa! Ese lugar es donde tu perra se va a sentir más segura para estar con sus cachorros, ¡no suele ser en sus lugares favoritos!

El nido ideal para tu perra y sus cachorros, suele tener los bordes altos, y con estos tapados, para evitar accidentes con los cachorros. Recuerda que durante los primeros días, los cachorros tienen los ojos cerrados, ¡lo mejor es que estén con su madre durante el máximo tiempo posible!

Es una buena idea, colocar la cama de la mamá dentro de la caja, junto alguno de sus juguetes, ¡así estará aún más cómoda!

El parto de una perra primeriza

El mismo día en el que se vaya a producir el parto, notaremos algunos cambios en nuestra perra. Los síntomas más habituales suelen ser:

  • Pérdida de apetito
  • Comienza a producir leche
  • Estará incómoda e intranquila

Si en el momento del parto, se tumba en un sitio diferente al que había elegido inicialmente como nido, ¡no te preocupes! Traslada todo lo que tenía al nuevo sitio. ¡No fuerces a tu perra a quedarse en el anterior sitio!

Algunas veces, las perras antes de dar a luz buscan escarbar en el jardín (o en la alfombra), esta conducta es totalmente normal. En la naturaleza lo hacen antes de expulsar la placenta (así no dejarán rastros de cara al enemigo).

Durante el parto de una perra primeriza

Durante el parto de una perra primeriza

Cuando llegue el momento del parto de tu perra primeriza, esta se tumbará de lado, y su respiración se volverá a ratos lenta y a ratos rápida. Cuando haya salido el primer cachorro, parecerá que tu perra experimenta una convulsión, y dependiendo de su raza, irán saliendo el resto de los cachorros a intervalos de entre 15-30 minutos.

Durante el parto de tu perra, debes estar atento a estos dos aspectos:

  • Tu perra debe lamer a cada cachorro para quitarle la membrana de la cara y estimular su respiración. Si tu perra no lo hace después de 1-3 minutos después de su nacimiento, ¡deberás hacerlo tu! En ese caso, seca al cachorro con toallas limpias a contrapelo, y saca los fluidos que pueda haber en su vía respiratoria. Introduce el meñique en su boca y limpia su nariz, ¡así empezará a respirar por si mismo!
  • Normalmente, la propia perra cortará el cordón umbilical con sus dientes. No obstante, si no lo hace, ponle un hilo anudado cerca de la barriguita del cachorro, ¡así evitarás que el cachorro se desangre!

Es bastante habitual que tu perra se intente comer la placenta, si lo hace, no habría problema.

Una vez los cachorros hayan nacido, ¡intenta no tocarlos! Es muy importante que estos tomen el calostro (la primera leche de su mamá) así reforzará su inmunidad durante las primeras 12 horas de vida.

Intenta tener a mano el teléfono de un veterinario de urgencia. Durante el parto de tu perra pueden surgir complicaciones, si cuentas con el contacto de un veterinario de urgencia, ¡podrá atenderte ante cualquier imprevisto).

Etiquetas: ,
Post Anterior Siguiente Post