Vitamina B para gatos: todos lo que debes saber

Vitamina B para gatos: todos lo que debes saber

Si quieres cuidar la salud de tu gato y que este mantenga un estado fisiológico normal, la vitamina B debe estar presente en su dieta. Las vitaminas de este complejo intervienen en muchas funciones corporales. Por suerte, una alimentación felina de calidad contendrá las cantidades diarias que necesita, pero en ocasiones el animal deberá tomarla en suplementos. Veamos todo lo que tienes que saber sobre la vitamina B para gatos.

¿Qué es la vitamina B?

Las vitaminas del complejo B son un grupo de vitaminas hidrosolubles. Eso significa que se solubilizan en agua y su exceso se elimina por la orina.

La intervención de la vitamina B suele darse en el sistema inmunitario, el cerebro, la visión, el metabolismo de las grasas y proteínas, la gestación, la lactancia, el crecimiento y el desarrollo. También ayuda a mejorar el estrés.

Función de la vitamina B para gatos

Las vitaminas del complejo B, como se ha comentado, intervienen en muchas funciones vitales y de mantenimiento en las estructuras corporales de los felinos.

Además, para una correcta función cognitiva y que el desarrollo neurológico del animal se lleve a cabo de manera óptima, son indispensables algunas vitaminas de este grupo como:

  • La B1 (tiamina). Esta interviene en algunas funciones del sistema nervioso, además de aumentar el apetito del animal.
  • B6 (piridoxina). Esencial para el metabolismo de las proteínas.
  • B9 (ácido fólico). Esta es la que ayuda a prevenir las malformaciones de los fetos. Es importante en la gestación y en la formación de nuevas células.
  • B12 (cobalamina). Interviene en la formación de células sanguíneas.

Función de la vitamina B para gatos

Por todo ello, se podría decir que la vitamina B para gatos sirve para:

  • Estimular su metabolismo.
  • Estimular su sistema inmune.
  • Intervenir en la diferenciación celular.
  • Son esenciales para el pelo del gato y la piel.
  • Ayudar a combatir el estrés felino.
  • Intervenir en la bioquímica del sistema nervioso del animal.

¿Se puede dar una deficiencia de vitamina B en el gato?

La deficiencia de vitamina B en los felinos suele ser rara cuando estos se alimentan con una dieta específica para gatos de buena calidad, en las proporciones correctas y en la cantidad diaria adecuada.

Sin embargo, puede darse en felinos con una malabsorción digestiva o en aquellos de edad avanzada.

Cuando un gato tiene malabsorción digestiva, deja de absorber nutrientes esenciales, como la vitamina B, sobre todo la B12.

Además, en los gatos ancianos se ha detectado que los niveles de esta vitamina se reducen, sobre todo en las hembras, sin importar que su dieta sea la adecuada.

La falta de vitamina B produce un deterioro gradual del sistema nervioso, así como problemas renales y cardiovasculares, junto con otros desajustes metabólicos.

Por tanto, en casos de déficit de vitamina B, puede ser recomendable aportar una dosis extra de vitamina B para gatos.

¿Cómo sé si mi gato tienen déficit de vitamina B?

Los felinos que sufren algunos trastornos en el aparato digestivo, como una pancreatitis crónica o una inflamación intestinal, pueden encontrar serias dificultades para absorber la vitamina B.

Estos problemas se identifican con cierta facilidad en el comportamiento de tu mascota, por ejemplo:

  • No tiene apetito.
  • Muestra estreñimiento o diarrea.
  • Está aletargado.

Sin embargo, dichos síntomas pueden ser señal de otros muchos problemas de salud del felino, por lo que al detectarlos, lo mejor es acudir a un centro veterinario para que el profesional ofrezca un diagnóstico.

Cómo doy vitamina B a mi gato

El dar vitamina B a un gato va a depender de en qué formato se la quieras dar y de las necesidades del animal. En ese aspecto, un profesional veterinario te dará las indicaciones adecuadas en función del suplemento, pudiendo ser 1 o 2 comprimidos, una cantidad específica de la vitamina en pasta o inyecciones.

Eso sí, sea el formato que sea, su administración se dará todos los días, puesto que como son vitaminas hidrosolubles, no se acumulan en el organismo del gato.

Cómo doy vitamina B a mi gato

¿Qué alimentos son ricos en vitamina B para gatos?

Además de los suplementos, debes saber que existen alimentos específicos que un gato puede comer y que se le pueden dar en determinadas ocasiones al animal, como complemento a su dieta habitual por ser ricos en vitamina B.

Entre dichos alimentos destacan:

  • Los huevos.
  • La carne de pollo, pavo, conejo o cerdo.
  • La lubina.
  • El salmón.
  • Las sardinas.
  • El atún.
  • Las vísceras, como el riñón y el hígado.

¿Puede tener efectos secundarios la vitamina B para gatos como complemento?

Es bastante improbable que se pueda dar una intoxicación por vitaminas del grupo B en un felino, ya que al ser hidrosolubles, no se acumulan en el organismo ni dan pie a que esa acumulación sea tóxica.

No obstante, una acumulación excesiva de vitamina B6 podría llevar a:

  • Reacciones alérgicas.
  • Descoordinación y debilidad muscular en el animal.
  • Malestar, náuseas, vómitos. Sobre todo puede pasar cuando se inyectan estas vitaminas de manera rápida por vía intravenosa.

Ahora ya conoces la importancia de la vitamina B para gatos y cómo puede interferir su déficit en su salud. ¡No pases por alto su alimentación y cuida la salud de tu mascota!

Etiquetas: , ,
Post Anterior Siguiente Post
By
Auxiliar de Veterinaria, Graduada en Comunicación Audiovisual por la Universidad Complutense de Madrid y redactora SEO especializada en contenidos sobre mascotas. Siempre en continua formación para ampliar sus conocimientos sobre el mundo animal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

seis − cinco =