Consejos para viajar con gatos

Consejos para viajar con gatos, ¿cómo preparar el viaje?

Con lo que le gusta a tu gato sentirse el rey de su casa, no sabemos qué tal le parecerá la idea de salir de viaje unos días. Pero si no le gusta, ¡que se aguante! Ahora en serio, si vas a estar fuera de casa unos días y quieres viajar con gatos, hay ciertas cosas que debes prever y preparar con antelación. ¡Te explicamos todo lo que hay que hacer antes de viajar!

Para viajar con gatos, habla antes con tu veterinario

viajar con gatos
(Foto via: maphre)

Lo más normal entre los gatos es que, al menos al principio, no se sientan muy cómodos ni tranquilos viajando en coche. Generalmente necesitan un poquito de ayuda, porque viajar en coche les produce miedo, ansiedad, mareos… Algunos incluso pueden llegar a vomitar, o empezar a babear exageradamente.

A la hora de viajar con gatos, hay ciertos medicamentos que le pueden ayudar a relajarse y a pasar de forma más agradable el trayecto. ¡Pide consejo a tu veterinario! Dependiendo de su caso, le podrá venir mejor una cosa u otra: algunos gatos necesitan tomar ansiolíticos para hacer viajes largos, mientras que para otros será suficiente con controlar las náuseas y vómitos del mareo con un medicamento antiemético.

Sea cual sea su caso, ¡hay que buscar una solución! Si no, viajar con gatos se convertirá en un suplicio, tanto para tu mascota como para ti.

¡Prepara el viaje! Este es el equipamiento que necesitas

consejos para viajar con tu gato
(Foto via: consumer)

Cuando se trata de viajar con gatos, no puedes subir al animal al coche y ya está, ¡necesitas ciertas cosas! Para hacer que el viaje sea lo más agradable y fácil posible (para todos), asegúrate de contar con:

  • Un transportín: para que tu gato viaje seguro y cómodo, compra un transportín adecuado a su tamaño. No sería extraño que al principio tu gato no quisiera entrar en él, o que incluso le tenga miedo. Lo mejor para luchar contra eso es hacer que se familiarice con el transportín fuera del coche, días antes de viajar: puedes dejarlo en casa para que pueda entrar y salir de él, que vea que es inofensivo. Así, cuando llegue el día del viaje, se meterá en su transportín sin problema.
  • Spray de feromonas: si tu gato es muy asustadizo, le pueden ayudar. Pide consejo a tu veterinario.
  • Correa y arnés: evitarán que tu gato, si se asusta, pueda salir corriendo sin avisar. Igual que ocurre con el transportín, tendrás que enseñarle a lidiar con ellos antes del viaje.
  • Otros: dependiendo del viaje, puede que necesites otras cosas. Por ejemplo, si se trata de un trayecto largo, no olvides un poco de agua para tu gato, o incluso comida si vais a estar en el coche varios días. Además, recuerda llevar cualquier posible medicación que tu gato esté tomando y un botiquín de primeros auxilios.

 

Así, poco a poco, tu gato se acostumbrará al coche. Recuerda que no debes dejar a tu gato desatendido, ni mucho menos dentro del coche solo cuando hace calor, ¡es muy peligroso!

Descubre qué es lo que ocurre cuando dejas un huevo dentro de un coche al sol.

Etiquetas: ,
Post Anterior Siguiente Post