Pruebas de ADN para identificar las cacas de los perros y evitar su abandono

Pruebas de ADN para identificar las cacas de los perros y evitar su abandono

Las mascotas de Málaga tendrán que asumir su análisis genético para evitar que sus propietarios no recojan las cacas de las calles. Con esta medida pretenden mantener la ciudad limpia, pero además también persiguen frenar el abandono y el maltrato de los perros. Pero… ¿Cómo se llevará a cabo la medida?

Málaga, pionera en España

¡De aquí no se libra nadie! Todos los propietarios están obligados a realizar el chequeo del ADN de sus mascotas, que tiene un coste de alrededor de 35 euros. Sin embargo, para casos en los que los dueños de los perros no cuenten con el dinero necesario, está previsto que se incluya una partida de 200.000 en el Presupuesto municipal.

veterinario
Foto vía: patoexpress

Pero… ¿Cómo se controlará esta medida? El servicio de recogida de animales y aves se encargará de controlar las calles y de coger y enviar a analizar los excrementos que encuentre. Si los propietarios no han limpiado los excrementos de sus perros, tendrán que pagar una multa “para que la medida funcione bien”, según ha destacado en El País el concejal de Sostenibilidad Medioambiental de Málaga, Raúl Jiménez.

Málaga se ha convertido en la primera gran ciudad de España que obliga a estas pruebas de ADN de los perros. Sin embargo, la medida ya existía en otros municipios del Levante Español. 

Colectivos animalistas apoyan la medida

¿El chequeo genético es obligatorio para todos los perros? Para aquellos que estén en adopción o acogidos en refugios y protectoras, no es necesario. Y por supuesto, tampoco es necesario para los perros lazarillo y los perros de servicio de seguridad.

¿Están todos de acuerdo con esta medida? Lo cierto es que el estudio de esta ordenanza ha durado un año y medio… ¡Y no están solos! También han apoyado la medida colectivos animalistas, asociaciones veterinarias y criadores.

El Gobierno asumirá los gastos para fomentar la adopción

Además de evitar que los dueños no recojan las cacas de los perros, la ordenanza también incluye que las mascotas puedan acceder a cualquier establecimiento público siempre y cuando no exista una prohibición expresa y el local no esté dedicado a la manipulación, elaboración o almacenamiento de alimentos. ¡Y eso no es todo! Además, la medida también prohíbe los collares considerados “de castigo” y la exhibición de animales es los escaparates.

Para alcanzar el “sacrificio cero”, el gobierno del PP, con el apoyo de Ciudadanos, acordó asumir los gastos de todo el proceso para fomentar la adopción de los peludos: vacunación, esterilización, colocación del microchip… Y a partir de ahora, ¡también la prueba de ADN!

El Gobierno asumirá los gastos para fomentar la adopción
Foto vía: Mundoperros

La buena noticia es que los sacrificios han bajado un 50% desde 2011. Sin embargo, aún hay mucho camino por recorrer… El año pasado se practicaron 547 eutanasias en Málaga. Esperamos que el objetivo sea seguir bajando la cifra.

 

Etiquetas:
Post Anterior Siguiente Post