Peritonitis en gatos

Peritonitis en gatos

La FIV o peritonitis en gatos es una enfermedad provocada por el virus coronavirus. Es realmente infecciosa y una de las principales causas de muerte en los gatos. Si tienes una mascota felina, ¡te interesa saberlo todo sobre esta enfermedad! Sigue leyendo y descubre la peritonitis en este post.

 

Qué es la peritonitis en gatos

Qué es la peritonitis en gatos

Esta enfermedad la provoca una mala reacción del sistema inmune, según las teorías más fiables, sobre el efecto del coronavirus. En condiciones normales, un gato enfermo de coronavirus felino se recupera sin mayor problema de la infección; sin embargo, en algunos casos el sistema inmune no es capaz de hacer frente al virus de forma correcta y esto da pie a la peritonitis felina, también conocida como FIV.

Aunque en el caso de los humanos, por “peritonitis” entendemos una inflamación del peritoneo (membrana que cubre las vísceras abdominales), la peritonitis en gatos se refiere a una vasculitis, inflamación de los vasos sanguíneos.

Esta enfermedad es realmente contagiosa. El coronavirus es habitual en grandes colonias felinas y se transmite por contacto directo con las heces infectadas o por inhalación de aire contaminado.

 

Síntomas de la peritonitis en gatos

Síntomas de la peritonitis en gatos

La peritonitis en gatos da distintos síntomas dependiendo de si es de tipo húmedo o seco:

 

Peritonitis felina húmeda

  • Edemas provocados por fluidos que salen de los vasos sanguíneos
  • Abdomen hinchado
  • Tórax hinchado, que disminuye la capacidad pulmonar y dificulta la respiración

Peritonitis felina seca

  • Pérdida de apetito
  • Bajada de peso
  • Pérdida de calidad en el pelo
  • Cambios de color en el iris e ictericia (coloración amarillenta en las mucosas)
  • Manchas marrones y sangrado ocular
  • Dificultad para coordinar movimientos
  • Temblores

 

Tratamiento de la peritonitis en gatos

Tratamiento de la peritonitis en gatos

Si sospechas que tu gato tiene peritonitis en gatos, debes acudir al veterinario de inmediato para que le realice las pruebas necesarias para llegar al diagnóstico. Si se confirma la peritonitis, debes saber que esta enfermedad no se puede curar, el tratamiento se centra en paliar síntomas y prevenir infecciones paralelas para darle la mejor calidad de vida posible al gato.

Según cada caso, los tratamientos que se pueden utilizar son:

  • Dieta muy nutritiva, añadiendo complementos nutricionales para reforzar el organismo.
  • Medicamentos corticoesteroides.
  • Antibióticos.
  • Antivirales.
  • Medicamentos estimuladores del apetito.

Existe una vacuna contra la peritonitis en gatos, pero los resultados no parecen muy concluyentes. La mejor manera de prevenir la peritonitis es mantener a tu gato bien protegido contra el coronavirus felino.

 

¿Habías oído hablar de la peritonitis en gatos?

Etiquetas: , ,
Post Anterior Siguiente Post