La sarna en gatos

La sarna en gatos, síntomas y tratamiento

La sarna en gatos y en perros es una de las enfermedades parasitarias más conocidas, pero ¿sabes realmente qué supone y cómo se manifiesta? La sarna la produce concretamente un ácaro. Sin embargo, ¡hay varias especies y producen diferentes síntomas de la sarna en gatos! Vamos a ver cuáles son.

Síntomas de la sarna en gatos

Síntomas de la sarna en gatos

Todos los gatos, sean de la raza que sean e independientemente de su edad y otros factores, pueden contraer la sarna. Este ácaro se transmite por contacto directo con otro animal enfermo o con objetos que haya utilizado, como juguetes, mantas o platos, así como los cajones de arena.

Los principales síntomas de la sarna en gatos son:

  • Intranquilidad, el gato no se está quieto ni duerme por el malestar que le producen los ácaros.
  • Picor en las orejas y la cabeza, que suelen ser las zonas más afectadas. Se lame y rasca sin parar intentando aliviarlo.
  • La sarna se caracteriza por provocar alopecia en los gatos, el pelo se cae en las zonas donde el parásito se ha instalado. Además, el rascado insistente favorece la pérdida de pelo.
  • Enrojecimiento e inflamación en la piel.
  • Al no parar de rascarse y lamerse, el gato se acaba provocando heridas y costras, que además se infectan fácilmente.
  • Si se trata de sarna ótica, el gato expulsa grandes cantidades de cerumen de olor desagradable y color oscuro. Si es grave, puede haber hemorragias, otitis e incluso perforaciones en el tímpano.

 

Tratamiento de la sarna en gatos

Tratamiento de la sarna en gatos

Si observas en tu mascota estos síntomas de la sarna en gatos, es muy importante que acudas a tu veterinario lo antes posible. Si no se le pone tratamiento rápido, los parásitos cada vez invadirán más al animal, poniendo en grave peligro su salud.

Las principales opciones de tratamiento de la sarna en gatos son:

  • Pipetas. Generalmente se aplica una al mes por vía externa y ayuda a mantener a raya al ácaro de la sarna, así como otros parásitos.
  • Comprimidos consumidos por vía oral.
  • Ampollas inyectables.
  • Sprays repelentes, champús especiales, gotas para los oídos… Existen multitud de opciones de uso tópico para prevenir y tratar las invasiones de ácaros de la sarna en gatos.

En caso de confirmarse el diagnóstico de sarna y en función de la gravedad, el veterinario te recomendará la opción más adecuada para el caso concreto de tu mascota.

 

De todos modos, recuerda: ¡lo mejor contra la sarna en gatos es la prevención! Mantén siempre bien desparasitado a tu gato y estará protegido.

Etiquetas: , , , ,
Post Anterior Siguiente Post