hurón bull

Todo sobre el hurón bull

Los hurones han ido ganando popularidad como mascotas durante los últimos años, ya que son animales cariñosos, fieles y tiernos, además de fáciles de cuidar. Son realmente sociables e inteligentes, ¡incluso puedes adiestrarlos! Te hablamos del tipo de hurón bull, uno de los más representativos.

¿Cómo es el hurón bull?

Todo sobre el hurón bull

Hay distintas variedades de hurón, aunque no se consideran razas como tal. Cada uno tiene unas características físicas distintas. En el caso del hurón bull, tiene el cuerpo más grande que el resto; no es que sea más gordo, simplemente sus proporciones son distintas.

El hurón bull es mucho más compacto que el estándar, que se caracteriza por tener el cuerpo muy largo y fino. El bull, por su parte, tiene el cuerpo más corto y más ancho, así como su cuello y sus patas. Dan sensación de ser más gordito, pero es simplemente diferente. Además, tiene el hocico más corto que otros hurones, por lo que su cara es más chata y de aspecto redondeado cuando se mira de frente.

Quiero tener un hurón bull

Quiero tener un hurón bull

El hurón bull necesita los mismos cuidados que el resto de hurones. Tu hurón necesitará una jaula, en la que pasará la mayor parte del tiempo; ahí se refugiará, dormirá montones de horas, comerá, jugará… Aunque lo saques cada día un rato, su jaula será su ubicación principal. Por eso, es muy importante mantenerla limpia; así vivirá más cómodo y le ayudarás a prevenir enfermedades.

Por otro lado, la alimentación de los hurones consiste en un porcentaje mayoritario de proteína animal, ya que son animales carnívoros, complementada con un aporte de fibra, grasas y vitaminas. La mejor forma de asegurarte de que le das las proporciones adecuadas es recurrir a un pienso específico para hurones, siempre de la mejor calidad que te puedas permitir.

El hurón bull, igual que los demás, dormirá durante gran parte del día, y durante este tiempo necesita reponer sus niveles de melatonina. Para ello, debe estar completamente a oscuras; es lo que se conoce como fotoperíodo. ¡Respeta siempre sus horas de sueño!

Por último, es recomendable que acudas a un veterinario especializado en animales exóticos, son la mejor opción para el cuidado de los hurones.

 

¿Quieres tener un hurón bull? ¡No olvides consultar el resto de nuestros artículos sobre el cuidado de los hurones!

Etiquetas: , ,
Post Anterior Siguiente Post