Cuidados de la rata dumbo como mascota

Cuidados de la rata dumbo como mascota

Son muchas las personas que buscan mascotas menos tradicionales, ¡hay muchas opciones más allá del perro y el gato! ¿Te gustaría tener una rata dumbo? En este artículo te hablamos de la vida y necesidades de este tipo de rata como mascota. No te lo pierdas, ¡te va a sorprender!

 

Cuidados de la rata dumbo como mascota

La adorable y curiosa rata dumbo, llamada como el famoso elefante por sus grandes orejas, es una excelente mascota. Se trata de una rata bastante grande, de cuerpo largo y redondeado y bigotes muy largos.

Es realmente inteligente y aprende a responder a su nombre, ¡acudirá cuando la llamas, sólo con un poco de adiestramiento! Son un poco tímidas al principio, pero poco a poco te tomará confianza y se dejará manipular, acariciar, jugará contigo y podrás adiestrarla y enseñarle los trucos que quieras.

Si vas a tener una rata dumbo, necesitará una jaula en la que vivir. Es importante que sea de tamaño suficiente para que esté cómoda y que no pueda escapar fácilmente. Cubre el suelo con periódico o serrín y ponle algún juguete para roedores, hará ejercicio y se divertirá. La higiene es importante para evitar enfermedades, desinféctala una vez a la semana y retira heces y restos de comida cada día.

Cuidados de la rata dumbo como mascota

La alimentación es fundamental. Es muy sencillo alimentar a una rata, ya que son omnívoras. Puedes comprar pienso para ratas o darle comida de casa, como queso, frutas y verduras, trozos de carne… Procura que sea una dieta variada y comida siempre en buen estado. Además, deja siempre agua fresca a su disposición.

Igual que cualquier otra mascota, la rata dumbo necesitará hacer visitas al veterinario, así como algunas vacunas, como la de la rabia.

 

Si te animas a tener una rata dumbo en casa, ¡te va a sorprender lo cariñosa, inteligente y divertida que puede llegar a ser! Se trata de animales realmente fascinantes, para nada parecidos a como su fama los pinta. ¿No te lo crees? ¡Compruébalo tú mismo!

Etiquetas: ,
Post Anterior Siguiente Post