cómo evitar la diabetes en perros

Cómo evitar la diabetes en perros

Por desgracia, la diabetes no es una enfermedad solo de humanos, sino que algunas de nuestras mascotas también pueden llegar a padecerla. Si tienes un perro en casa, quizás quieras saber si es posible evitar la diabetes en perros. La respuesta es que sí, en algunos casos se pueden tomar ciertas medidas para evitar que un perrete sufra esta enfermedad.

Cómo evitar la diabetes en perros

Aunque si a un perro se le detecta diabetes a tiempo, podría llevar una vida normal siguiendo ciertas pautas veterinarias, en caso de no darnos cuenta con antelación, podría provocar la muerte del animal.

Lo mejor: ¡prevenirla!

consejos para evitar la diabetes en perros

Si bien es cierto que no en todos los casos es posible evitarla, no está de más tomar nota de estos consejos básicos para intentarlo.

La diabetes consiste en una producción muy baja de insulina, la hormona que regula el azúcar en sangre, provocando un aumento desproporcionado de la misma. En el caso de los perros, los datos son bastante alarmantes, ya que en los últimos años se ha disparado el número de perros diabéticos.

Sabiendo lo que es y lo arriesgado del problema, no podemos pasar por alto el comentar cuáles son los factores que con más frecuencia hacen que surja la enfermedad. Es muy importante conocerlos si se quiere saber cómo evitar la diabetes en perros.

Estos son:

  • Un alto consumo de snacks dulces y golosinas.
  • La mala alimentación, especialmente con alta presencia de carbohidratos.
  • Falta de actividad física.

Conociendo esto, es mucho más sencillo determinar las medidas a tomar para ponerle solución.

Cuida su alimentación

Empecemos recordando que, aunque tras miles de años de domesticación, la dieta de los canes ha evolucionado estos siguen siendo animales carnívoros.

Eso significa que en su dieta no debe falta la proteína de la carne animal.

Si optas por cocinarle los platos a tu perro, lo tienes más sencillo para saber qué es lo que come.

Sin embargo, a la hora de elegir el mejor pienso para perros, debes pararte a leer la etiqueta para conocer su estándar de calidad.

Dado que los ingredientes aparecerán en orden de mayor a menor porcentaje, en el primer puesto debe ir la carne. Eso sí, en el envase se debe especificar que es carne fresca, ya que si no se especifica que es fresca o que los ingredientes son naturales, quizás ese pienso se haya elaborado con subproductos de la carne, es decir… ¡desechos!

Además de esto, debes suprimir de su alimentación las golosinas. Si le das alguna específica para perros, que sea muy esporádicamente. Aunque es mejor que si quieres dar un premio a tu mascota, le ofrezcas algo más natural como un trozo de fruta de las que son buenas para perros.

Los cereales no son necesarios en su plato. Tan solo el arroz es bueno para los perros, pero siempre que se le dé en su justa medida.

cuida la alimentación para evitar la diabetes en perros

El ejercicio físico no debe faltar

Si pensabas que salir a la calle con tu perro tiene como única finalidad el que haga sus necesidades fuera de casa, lamentamos decirte que tenías una idea equivocada.

Los perros necesitan ejercitarse diariamente, con largos paseos, corriendo y jugando.

Este ejercicio, por supuesto, debe adaptarse a las necesidades y características de cada perro.

El ejercicio físico ayuda a quemar el exceso de glucosa, conserva en forma sus músculos, les ayuda emocionalmente a mantener el estrés y la ansiedad a raya, y evita el sobrepeso.

Cuidado con sobre alimentar a tu perro

En algunos casos se dice que el sobrepeso canino es un factor de riesgo para la aparición de la diabetes. En otros, que el sobrepeso es un factor de riesgo una vez la diabetes ha aparecido.

Independientemente de ello, el sobrepeso se debe evitar porque ocasiona muchos problemas en tu mascota.

El ejercicio y cuidar las cantidades diarias de comida que ingiere el animal te ayudará a ello.

Visita al veterinario

Las visitas regulares al veterinario ayudarán a detectar cualquier problema en tu mascota, incluso sin que tenga síntomas.

No se trata de ir todos los meses si no es necesario, pero no olvides que, al menos, una o dos veces al año toca ir a revisión. ¡No lo pases por alto!

Etiquetas: , , ,
Post Anterior Siguiente Post
By
Graduada en Comunicación Audiovisual por la Universidad Complutense de Madrid (2016), con formación en Marketing Online y experiencia en la redacción de contenidos de diversa temática optimizados para SEO. Experta en contenido sobre el mundo animal, actualmente continúa formándose en este ámbito como Auxiliar Veterinaria.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

19 − 9 =