Descubre a la cobaya americana

Descubre a la cobaya americana

La cobaya americana quizás sea la más fácil de conseguir, por eso es la más conocida y popular entre los amantes de este roedor. Podríamos decir que la mayoría de los que quieren una cobaya como mascota eligen a la americana. ¡Y es que es tan adorable! Te contamos todo sobre este precioso roedor en este artículo. ¡Empezamos!

 

Origen de la cobaya americana

Origen de la cobaya americana

La cobaya americana es la raza más antigua de esta especie. Se cree que ya se domesticaban en los Andes alrededor del año 5000 a. n. e. Sin embargo, no se comenzó a ver a estos animales como mascotas hasta que los comerciantes europeos las trajeron de Sudamérica a nuestro continente a mediados del siglo XVI.

Alrededor del año 1500 se empezaron a criar estas cobayas y a realizar cruces que luego darían lugar a otras razas como la cobaya silky o la texel. Por aquel entonces, la cobaya americana era conocida como inglesa; de hecho, aún se la llama así en algunos países.

 

Características de la cobaya americana

Características de la cobaya americana

La cobaya americana tiene el cuerpo redondeado y regordete como todas las demás cobayas. Su pelo es liso y corto y puede ser de casi cualquier color o combinación de varios.

Existe una variedad satinada que tiene un extra de sedosidad y brillo. Esta consiguió ser reconocida como raza oficial hace relativamente poco.

 

Carácter de la cobaya americana

Carácter de la cobaya americana

La cobaya americana es realmente dócil y cariñosa, quizás también por eso sea tan popular como mascota. Es realmente dulce, cariñosa y amigable con los humanos, puede llegar a desarrollar una gran confianza y fuerte vínculo con las personas.

Es muy juguetona, ¡incluso se alegrará cuando llegues a casa! Le encanta emitir ruidos y pedir atención, disfruta mucho si la sacas de la jaula y pasas tiempo con ella o la manipulas, peinas y limpias. La cobaya americana es una mascota sorprendentemente sociable. ¡Es imposible aburrirse con ella!

Es una mascota ideal para casi cualquier persona, incluso familias con niños pequeños. En ese caso, sin embargo, nunca se debe dejar que la manipulen sin vigilancia.

 

Cómo cuidar a una cobaya americana

Cómo cuidar a una cobaya americana

Otras cobayas tienen un pelo bastante más difícil de mantener, pero la americana al tenerlo liso y corto no demanda mucha atención en este sentido. De hecho, ella sola se limpia muy bien, sólo tendrás que cepillarla de vez en cuando. No suele bañarse a las cobayas, si está muy sucia puedes limpiarla con un paño húmedo.

Cuidar a una cobaya americana (alimentación, jaula, juguetes…) no es complicado ni tampoco caro, ¡pero debes comprometerte! Pueden llegar a virir 10 años. Por lo general, tienen una salud bastante resistente y rara vez suelen enfermar.

La dieta de la cobaya americana es la habitual para estos animales: debe consistir en una base de heno y pellets y complementarse con verduras y algunas frutas frescas. ¡Y no olvides el agua!

 

La cobaya americana es una excelente opción si estás buscando una mascota fácil de cuidar, cariñosa y divertida. ¡Estamos seguros de que no te arrepentirás!

Etiquetas: ,
Post Anterior Siguiente Post