Primeros auxilios para mascotas

Primeros auxilios para mascotas, ¡aprende lo más importante!

Es muy importante que, igual que conocemos primeros auxilios para aplicárnoslos a nosotros mismos y a nuestra familia, también aprendamos primeros auxilios para mascotas. ¡Tenemos unos cuantos consejos que darte para ocuparte de tu mascota cuando más lo necesite!

 

Primeros auxilios para mascotas

A veces, los accidentes son inevitables, por más cuidado que pongamos. Y seamos sinceros, no podemos vigilar a nuestras mascotas durante las 24 horas del día. Por eso, aunque esperamos que no ocurra, cabe la posibilidad de que tu mascota sufra algún daño accidental. ¡Aprende a socorrerle en cada caso con estos primeros auxilios para mascotas! Te hablamos de los accidentes más cotidianos que podrían suceder.

Primeros auxilios para mascotas

Intoxicación

Es muy importante que llames a urgencias veterinarias en cuanto seas consciente del envenenamiento, porque en función del producto que lo haya causado habrá que actuar de forma distinta. En algunos casos, será recomendable inducir el vómito, pero en otros no. En algunas circunstancias, el carbón activado ayuda mucho para neutralizar los productos tóxicos en el organismo.

 

Golpes fuertes (caídas, traumatismos, atropellos…)

Es muy importante que manipules a tu mascota lo menos posible, si tiene algo roto podría empeorar. Sin embargo, con cuidado deberás llevarla un lugar seguro e inmovilizar la zona afectada, antes de correr a urgencias. En el coche, mantén las ventanillas bajadas y lleva alguien contigo que pueda vigilar a tu mascota.

 

Electrocución

En este caso, no hay nada que puedas hacer en casa, ¡corre al veterinario! A veces, las consecuencias de la electrocución pueden no ser detectables a simple vista, habrá que hacerle pruebas.

Primeros auxilios para mascotas

Cortes, picaduras y mordeduras

En el caso de picaduras, si se trata de un animal que deja el aguijón, tendrás que extraerlo con mucho cuidado y después lavar la picadura. Aprende aquí como actuar si a tu perro le pica una abeja o una avispa.

Si se trata de un corte leve, lávalo y desinféctalo. En caso de que el sangrado sea abundante y la herida muy grave, necesita atención veterinaria urgente, ¡corre a la clínica! Haz un torniquete para frenar la hemorragia por el camino.

 

Fracturas

Si se trata de una pata, no permitas que la utilice al caminar, ¡no debe apoyarla! Necesita atención médica inmediata.

Recuerda, lo más importante es el tórax, si crees que tu perro tiene alguna fractura de costilla, no hagas nada más que ir a urgencias. Si manipulas mucho su cuerpo, su estado podría agravarse.

 

Cómo tomar la temperatura a un perro

La mejor manera de tomar la temperatura de un perro es por vía rectal. Encontrarás termómetros especiales para mascotas en tiendas especializadas.

Unta con aceite o vaselina la punta del termómetro para facilitar la inserción e introdúcelo unos  2 o 3 cm en el recto del animal, en función de su tamaño. Es necesario que mantengas bien quieto a tu perro para que la medición sea fiable, ¡pide ayuda para que alguien lo sujete! El termómetro deberá permanecer dentro alrededor de un minuto.

Al terminar, límpialo con alcohol.

 

Cómo tomar el pulso a un perro

La frecuencia cardíaca de los perros se sitúa entre 80 y 140 pulsaciones por minuto; es un rango bastante amplio, pero es que depende de factores como el tamaño del perro y su edad. Los perros pequeños tienen un ritmo cardíaco más rápido que los grandes. En el caso de los gatos, los latidos por minuto se sitúan entre 140 y 240.

Si tienes dudas sobre cuál debería ser la frecuencia cardíaca ideal de tu mascota, consulta al veterinario. Saber cuál es el pulso de tu perro es uno de los primeros pasos para proceder después a dar los primeros auxilios para mascotas que sean necesarios.

¿Cómo se toma el pulso a un perro o gato? La forma más fácil de hacerlo es acceder con la mano al corazón, por detrás del codo de la pata delantera izquierda. Cada bum-bum cuenta como un latido.

Primeros auxilios para mascotas

Cómo medir la frecuencia respiratoria de un animal

La respiración es uno de los signos vitales que debes conocer para estimar el estado de tu mascota. Sólo tienes que observar y contar cuántas veces se hincha y deshincha su pecho por minuto: lo normal en un perro es de 10 a 30 veces por minuto, mientras que en los gatos va de 20 a 40.

Atiende también a posibles dificultades respiratorias, como agitación, silbidos o ronquidos.

 

¡Ya conoces los principales primeros auxilios para mascotas! Recuerda que, de todos modos, debes contar siempre con la supervisión y consejo de tu veterinario. Los primeros auxilios son sólo eso, tratamientos de emergencia hasta que llega la atención médica profesional, nunca deben sustituirla. ¡Ten a mano el teléfono de tu veterinario y el de urgencias!

Etiquetas: , ,
Post Anterior Siguiente Post