¿Es Es perjudicial la sal para los gatos?

¿Es perjudicial la sal para los gatos?

Un exceso de sal no es bueno dentro de la alimentación de las personas, eso lo sabemos (o lo deberíamos saber). No obstante, ¿qué pasa con la alimentación felina? ¿Es mala la sal para los gatos? Te invitamos a descubrirlo.

La alimentación del gato

A la hora de alimentar a tu mascota, los profesionales recomiendan apostar por la comida comercial, pero siempre de alta calidad. Este se trata de un alimento específicamente desarrollado para el felino, basado en sus necesidades.

Para ello se puede optar por la comida húmeda para gatos o el pienso seco.

En ambos casos, el contenido de sal estará regulado de tal manera que si al felino se le ofrece la cantidad de comida diaria que realmente necesita, también estará recibiendo la cantidad justa de sal.

¿Por qué hay sal en la comida para gatos?

La sal aporta algunos minerales esenciales que los gatos necesitan para que su metabolismo funcione correctamente, como son el sodio y el cloruro.

Estos ayudan a mantener el equilibrio de los fluidos corporales, previniendo la deshidratación y una posible acumulación muy alta de líquidos, como edemas y ascitis.

Además, la sal ayuda al estómago a producir la cantidad de ácido necesaria para digerir la comida, favorece el trabajo a las células para separar productos de desecho y nutrientes, y posibilita mantener una correcta presión arterial.

¿Por qué hay sal en la comida para gatos?

La sal es necesaria para los gatos, pero…

Sí, como hemos dicho, tu gato necesita algo de sal en su dieta para que su cuerpo funcione de manera correcta.

No obstante, un exceso de sal puede llegar a ser muy peligroso para el animal. Incluso, podría llegar a causarle la muerte.

Los estudios determinan que un felino de tamaño promedio requiere ingerir unos 21 miligramos de sal diarios y nunca llegar a superar los 42 miligramos por día.

Por ello, es importante que cuando compres la comida para tu mascota, te asegures de que cumple este requisito.

Presta atención a las etiquetas de los alimentos para gatos

Las etiquetas de la comida siempre indican los ingredientes que esta posee. Por ello, la sal debe estar indicada en ellas. Ten en cuenta que cualquier alimento que contenga sodio estará haciendo referencia a la sal.

Debido a esto, debes tener muy presente también la etiqueta de las golosinas o snacks que le ofrezcas de manera eventual a tu mascota.

Por otro lado, la sal, además de dar sabor, sirve como conservante. Por tanto, es muy posible que los alimentos secos, que permanecen mucho más tiempo abiertos, posean una mayor concentración salina que los alimentos húmedos enlatados.

También debes recordar que no puedes ofrecer alimentos de tu plato a felino si estos han sido cocinados con sal.

Síntomas de un exceso de consumo de sal en los gatos

Cuando un felino no recibe la suficiente cantidad de sal, puede experimentar síntomas como letargo, mareos, confusión o vómitos.

No obstante, como hemos dicho, el exceso de la sal en los gatos también puede ser muy perjudicial.

En cantidades elevadas, este mineral puede llegar a desequilibrar los electrolitos y hacer que las células de su cuerpo no funcionen de manera correcta.

Si eso sucede, el gato podría presentar ciertos síntomas de toxicidad:

  • Vómitos.
  • Caminar tambaleante.
  • Sed extrema.
  • Diarrea.
  • Micciones excesivas.
  • Convulsiones.

En casos de consumo prolongado en el tiempo, la sal podría afectar a su visión, provocando ceguera en gatos.

Además, el exceso de sal para los gatos puede ser aún más peligroso en aquellos felinos que sufren problemas de base como hipertensión, diabetes, problemas renales, de hígado o de corazón.

Es importante que si detectas estos síntomas, acudas rápidamente a un veterinario. El profesional procederá a establecer el tratamiento apropiado para restablecer el equilibrio de su organismo, perdido por el alto consumo de sal.

Etiquetas: , , ,
Post Anterior Siguiente Post
By
Auxiliar de Veterinaria, Graduada en Comunicación Audiovisual por la Universidad Complutense de Madrid y redactora SEO especializada en contenidos sobre mascotas. Siempre en continua formación para ampliar sus conocimientos sobre el mundo animal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos × 2 =