Todo sobre la tenia en perros

Todo sobre la tenia en perros, ¿qué produce este parásito?

La tenia en perros es un gusano plano que se asienta en el intestino y se alimenta de él. Puede permanecer dentro del cuerpo incluso años si no se le pone remedio, por lo que puede ser potencialmente peligroso. Además, por si te lo preguntas, es transmisible a los humanos. ¿Quieres saber más sobre este parásito? Sigue leyendo este post.

 

La tenia en perros y su ciclo de vida

La tenia en perros y su ciclo de vida

La tenia es un parásito gusano con forma de cinta que se hospeda en el intestino delgado. Antes de elegir a su “víctima” definitiva, que en este caso será el perro, la tenia necesita de otro individuo para transmitirse, que generalmente es una pulga. La pulga que contiene el potencial patógeno, al ser ingerida por el perro, permite a la tenia completar su desarrollo en el entorno idóneo.

No es que todas las pulgas transmitan la tenia, pero algunas tienen la capacidad de hacerlo si en su entorno han ingerido embriones de la tenia. Entonces, se convierten en portadoras y transmisoras y hacen que el perro enferme.

La tenia se libera de la pulga y llega a su estado adulto dentro del intestino del perro entre 15 y 21 días después de la ingestión de la pulga transmisora.

 

Qué síntomas da la tenia en perros

Qué síntomas da la tenia en perros

La infección por el parásito de la tenia suele ser asintomática, es decir, no da síntomas visibles. En casos graves o que exista infección de varios parásitos al mismo tiempo, sí pueden aparecer vómitos, diarreas, fiebre, letargo… Pero esto no lo causa la tenia como tal.

Entonces, ¿qué forma hay de saber que estamos ante la tenia en perros? Por medio de la proglotis grávida, son sacos de huevos de tenia que salen pegados a las heces. No son gusanos, ni siquiera están vivos, lo que se ve es una especie de saco, en forma de grano de arroz, que se estira y se encoge. También pueden quedar pegados en el pelo de alrededor del ano, aunque también puedes encontrarlas en la cola o en su cama.

Si lo haces, debes limpiar meticulosamente todo y asegurarte de que no quedan restos de este parásito en ningún lado, recuerda que tú también podrías contagiarte. Además, por supuesto, ¡acude al veterinario!

 

Tratamiento de la tenia en perros

Tratamiento de la tenia en perros

Para tratar la tenia en perros se utiliza el antiparasitario praziquantel, que suele ser sencillo de administrar y efectivo entre una y tres aplicaciones.

De todos modos, ten en cuenta que lo mejor en el caso de los parásitos es la prevención, ¡mantén bien protegido a tu perro, especialmente si tiene mucho contacto con zonas vegetadas! Ahí es donde más riesgo hay de que tu perro ingiera una pulga y pueda contraer la tenia. ¡Si le proteges de las pulgas, no habrá tenia!

La transmisión a los humanos es inusual, pero posible. Tendría que darse la extraña situación de que alguien se tragase una pulga portadora, cosa que no es habitual entre adultos, pero conviene tener especial cuidado si tienes bebés o niños en casa.

 

¿Sabías que la tenia en perros era tan peligrosa?

Etiquetas: , ,
Post Anterior Siguiente Post