Descúbrelo todo sobre la etología canina

Descúbrelo todo sobre la etología canina, ¿qué es y para qué sirve?

La etología canina estudia el comportamiento de los perros, sus conductas y sus instintos. Es decir, un etólogo, ¡es un algo así como un psicólogo para perros! Estos profesionales especializados ayudan mucho en casos de perros que tienen malos comportamientos interiorizados o problemas de conducta. ¿Quieres saber cómo funciona la etología? ¡Te lo contamos!

Cómo te puede ayudar la etología canina

Cómo te puede ayudar la etología canina
(Foto via: civico)

La educación inadecuada es la causa de la mayoría de malos comportamientos de los perros: cuando un perro no es socializado correctamente o no es educado en obediencia, acaba desarrollando problemas de conducta que pueden llegar a ser muy graves y molestos si no se les pone remedio.  Sin embargo, esto no ocurre en el 100% de los casos: hay perros con problemas de comportamiento producidos por problemas de socialización y de salud mental, independientemente de lo buena que sea su educación. En cualquiera de los dos casos, la etología canina nos ayuda a resolver esta situación.

Un etólogo estudia a tu perro para determinar la causa de su comportamiento, hará un diagnóstico de sus problemas y dará soluciones adecuadas. No te fíes nunca de etólogos que te pidan dinero por consultas a distancia; el tratamiento con un etólogo canino debe ser siempre presencial.

Tipos de problemas que soluciona la etología canina

Tipos de problemas que soluciona la etología canina

Un etólogo puede ayudar a un perro de muchas maneras, solucionando problemas como:

En función del problema de cada perro y de lo que lo haya desencadenado, se aplicarán unas pautas para modificar la rutina del animal y por tanto, mejorar su comportamiento.

Por supuesto, los profesionales de la etología canina no son magos: habrá tratamientos que funcionen mejor y otros peor, problemas más fáciles de resolver y otros más complicados. ¡A algunos perros les podría llevar incluso años recuperarse si su caso es muy grave!

Por eso, para prevenir este tipo de problemas, es muy importante dedicar tiempo y esfuerzo a la educación de nuestras mascotas desde que son pequeñas.

Consejos para elegir a un buen etólogo canino

Consejos para elegir a un buen etólogo canino
(Foto via: reporteniveluno)

Existen muchos etólogos hoy en día. Para asegurarte de que contratas a un buen profesional:

  • Busca sólo a etólogos caninos que cuenten con una titulación oficial y homologada.
  • Valora el presupuesto inicial. Dependiendo del caso, por supuesto, variará. Puedes solicitar varios y comparar.
  • Nunca des dinero por adelantado y no confíes en quienes te lo pidan.
  • Igual que harías con cualquier otro servicio, busca información y opiniones en internet sobre los profesionales que estés valorando. Así será más fácil formarte una opinión sólida y seguramente acertarás en tu elección.
  • Pide información detallada al etólogo sobre los métodos que va a utilizar para tratar a tu perro.
  • Nunca contrates a los que sean partidarios del castigo físico ni psicológico.

 

¿Preparado para ponerte en manos de la etología canina? De verdad puede ayudar mucho a tu mascota a sentirse mejor.

Etiquetas:
Post Anterior Siguiente Post