cómo hacer que tu perro acuda a tu llamada

Cómo hacer que tu perro acuda a tu llamada

Entre las órdenes básicas que se deben enseñar a un perro desde cachorro está la de que acuda a ti cuando le llamas. Por ello, en este artículo te contaremos cómo hacer que tu perro acuda a tu llamada poniendo en práctica algunos consejos. ¡Veámoslos!

Cómo hacer que tu perro acuda a tu llamada

Son muchas las razones por las que un can debería hacerte caso cuando lo llamas. Por ejemplo, si el perro no obedece cuando lo sueltas, puede sufrir o provocar algún accidente. Además, un perro desobediente en ese aspecto tiene más tendencia a escaparse y perderse, así como a causar conflictos con otros animales y personas.

Ya te adelantamos que quedarte sin voz por gritar su nombre para que te haga caso no es muy efectivo. La educación debe comenzar en casa, antes de empezar con los paseos exteriores, siguiendo algunos tips y teniendo en cuenta algunos aspectos.

¡Toma nota de estos consejos sobre cómo hacer que el perro acuda a tu llamada!

tips para saber cómo hacer que un perro acuda a tu llamada

El perro debe mirarte a los ojos

Si el animal no confía en ti, difícilmente va a acudir a tu llamada. Por ello, el respeto y el cariño deben estar presentes desde el primer día que el perro llega a tu vida.

Pero además de esto, es importante que la mascota comience a mirarte a los ojos. El contacto visual es esencial en la confianza y la base de la educación para que el perro acuda a tu llamada.

Cuando hables con tu mascota, mírale a los ojos. Ponlo a la altura de los tuyos para que te vea bien o colócate tú a la suya. Puede que al principio no te mire fijamente, pero acabará haciéndolo.

Otra opción es lograr captar su mirada a través del juego. Coloca su juguete favorito delante de él, pero no permitas que lo coja. Intentará por todos los medios tratar de atraparlo y sus ojos estarán fijos en él, pero llegará un momento en el que te mire a ti.

En ese instante, premia a perro con caricias y dale su juguete. Repite esta acción cada día hasta que aprenda que mirarte tiene su recompensa.

Practica en casa

Como decíamos al principio, es importante que el can aprenda a hacerte caso cuando le llamas antes de empezar a salir a la calle.

El trabajo debe comenzar en espacios de tamaño reducido y con pocos estímulos, para que poco a poco se vayan introduciendo más distracciones en los espacios más grandes.

Si nunca has enseñado a tu perro a acudir a ti y pretendes que lo haga el primer día que sale a la calle, es bastante probable que no logres nada.

El refuerzo positivo con premios sabrosos

Una de las claves para lograr que el perro aprenda a acudir a tu llamada es usar premios. Pero no vale cualquier premio, sino que tiene que ser uno muy sabroso. Aquello que le ofrezcas tiene que ser más atractivo para él que lo que llame su atención para no hacerte caso.

Prueba qué es lo que más gusta a tu mascota: una galleta para perro, un trozo de salchicha… cuando des con ese manjar al que no se puede resistir, empieza a practicar en casa.

Llama a tu perro y cuando captes su atención muéstrale el premio. Repite esto frecuentemente para que el animal no olvide esa motivación.

usa el refuerzo positivo para que el perro acuda a tu llamada

Evita los enfados

Una de las bases sobre cómo hacer que tu perro acuda a tu llamada, es que debes armarte de paciencia. Los enfados y la frustración van a hacer acto de presencia cada vez que llames a tu perro y este te ignore, pero debes recordar que está aprendiendo. Además, aunque tarde en obedecer, cuando lo haga siempre debe recibir su dosis de caricias.

Y, por supuesto, jamás se debe castigar al perro, ni durante los procesos de aprendizaje ni después. Eso es contraproducente.

Claridad y contundencia

A la hora de llamar al perro, hay que hacerlo con voz alta y clara, pero sin gritos. Además, lo ideal es que dicha llamada esté acompañada por algún gesto que indique al animal que debe acercarse a ti.

Para llamar a tu mascota, lo mejor es emplear su nombre y, en cuanto al gesto, este puede ser señalar el lugar a donde debe acudir, pero siempre repitiendo la misma señal para no confundirle. Si a eso se le suma también una palabra concreta, por ejemplo, “ven”, la orden será más efectiva.

Constancia

No es nada útil que hoy practiques la llamada y mañana no. Del mismo modo, tampoco es útil que mientras le enseñas, un día emplees premio y al siguiente ya no. Y, ojo, recordemos que los premios no solo tienen que ser snacks, también pueden ser las caricias.

Ten en cuenta la situación

Es importante que el perro no aprenda a ignorar la orden. Por ello, nunca se le debe llamar si sabemos con certeza que no va a venir o cuando sabemos que no vamos a poder corregirle si no viene. En ese aspecto, el de corregirle, lo ideal es trabajar con una correa larga al principio para poder atraerlo si el can no acude.

 

Ahora ya conoces algunos tips sobre cómo hacer que tu perro acuda a tu llamada. Sin embargo, al tratarse de algo tan esencial, si detectas que no vas a ser capaz de enseñar a tu perro esta orden o si aun intentándolo mucho no lo has logrado, lo ideal es que cuentes con la ayuda de un adiestrador canino para su educación.

Etiquetas:
Post Anterior Siguiente Post
By
Auxiliar de Veterinaria, Graduada en Comunicación Audiovisual por la Universidad Complutense de Madrid y redactora SEO especializada en contenidos sobre mascotas. Siempre en continua formación para ampliar sus conocimientos sobre el mundo animal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte − 17 =