10 causas del estreñimiento en gatos

10 causas del estreñimiento en gatos

El estreñimiento en gatos es la incapacidad del animal para defecar con normalidad. Si esto sucede durante demasiado tiempo, podría llegar a provocarle graves consecuencias. Te explicamos cuáles pueden ser las causas del estreñimiento en gatos para que las puedas tener presente si esto le sucede a tu mascota.

El tránsito intestinal del gato

Desde que un felino come hasta que defeca, su tránsito intestinal dura una media de entre 12 y 24 horas. A través de los diferentes tramos de su aparato digestivo, se van dando todas las etapas a través de las cuales digiere su comida.

El último tramo del intestino corresponde al colón, donde se realiza la absorción del agua, entre otras cosas. Cuando las heces pasan mucho tiempo en el colón, más alta será la absorción de agua por parte de su mucosa.

Por el contrario, si pasan de más rápido, las heces estarán más hidratadas, pudiendo llegar a ser, incluso, en forma de diarrea felina.

El tránsito intestinal del gato

Cuando las heces se deshidratan demasiado, se produce una dificultad para defecar, pudiendo paralizarse esta actividad. Además, se pueden ir acumulando y causar un megacolon.

El megacolon se trata de una dilatación muy extrema de este tramo del intestino, lo que produce una alteración en su sistema de contracción. Eso supone perder la capacidad de expulsar las heces hacia el exterior.

Debido a ello, es importante saber identificar las causas de estreñimiento en gatos, así como sus síntomas, para poder actuar de forma rápida.

10 causas del estreñimiento en gatos

Entre los motivos más habituales que pueden producir estreñimiento en los gatos, se encuentran las que se mencionan a continuación.

1. Ha ingerido un cuerpo extraño

En ocasiones, los animales se tragan cosas que no deberían. Y no nos referimos solo a la comida de nuestro plato, sino a pequeños objetos que quedan a su alcance y que pueden obstruir sus intestinos.

Por ello, ten mucho cuidado con los objetos peligros para gatos que puede haber en tu hogar.

2. Deshidratación

Si detectas que tu gato no bebe mucha agua, presta atención. La deshidratación felina puede llegar a provocarle grandes males, entre ellos, estreñimiento.

Ten en cuenta que, como se mencionaba anteriormente, en el colon se produce la absorción del agua. Cuando el gato está deshidratado, el colon intentarán absorber más agua de las heces con el fin de lograr un equilibrio hídrico para el animal.

3. Las bolas de pelo

Para los gatos, acicalarse es parte de sus rutinas diarias. Con ese acicalamiento se mantienen limpios y les hace sentirse mejor. Incluso es una manera que tienen los gatos para refrescarse en verano.

No obstante, con ese comportamiento tragan mucho pelo, el cual se puede convertir en bolas en su estómago. En ocasiones, esas bolas son expulsadas con facilidad, bien en las heces o por vómito.

En otras, no les es posible expulsarlas y les pueden provocar estreñimiento.

4. Problemas de columna o cadera

Otra de las causas del estreñimiento en gatos pueden ser los problemas de columna, de cadera o la artrosis.

Estas patologías le puede provocar alteraciones nerviosas que afecten a la inervación de los diferentes tramos del colon. Eso, a su vez, hará que no tenga la capacidad de contraerse de manera normal para poder eliminar las heces.

causas del estreñimiento en gatos

5. Falta de ejercicio

Si tu gato es muy sedentario y no realiza el ejercicio diario adecuado, podría también acabar padeciendo estreñimiento.

6. Enfermedades digestivas crónicas

Algunas inflamaciones o tumores no permiten que el aparato digestivo funcione como debiera, siendo esta otra de las causas del estreñimiento en gatos.

También pueden producirse obstrucciones por masas.

7. Mala alimentación

La alimentación del gato también puede ser otro de los motivos por los que el estreñimiento se dé.

Si el gato únicamente consume comida seca y no bebe la suficiente agua, podría pasar.

Otras razones podrían ser una alimentación muy baja en fibras y otros déficits en su organismo, como el de potasio.

8. Obstrucción a nivel del colon

Estas obstrucciones pueden estar causadas por pólipos, tumores, traumatismos, etc. Esto puede producir un estrechamiento del canal pélvico, por la zona por la que pasa el colon hacia el exterior.

9. Parásitos y bacterias

Una infestación parasitaria y/o bacteriana interna en el animal podría ser otra de las causas del estreñimiento en gatos.

10. Mala higiene del arenero

Para los gatos, que su arenero se mantenga limpio es fundamental para su uso. Por ello, si llevas varios días sin recoger sus heces o su arena ya huele muy mal por los orines, puede que deje de usarlo.

En ocasiones, eso hará que el gato comience a hacer sus necesidades fuera del mismo. En otros casos, las puede paralizar causando pequeños episodios de estreñimiento.

causas del estreñimiento en gatos más comunes

¿Mi gato está estreñido?

Ahora ya conoces las principales causas del estreñimiento en gatos, pero… ¿Cómo puedo saber si mi gato está estreñido realmente?

Hay algunas señales que te pueden ayudar a identificar el estreñimiento en gatos.

  • Acude muchas veces al arenero, pero no consigue expulsar heces o expulsa muy pocas. Eso sí, fíjate bien en la postura del animal para saber si intenta orinar o hacer caca. Esto es importante, porque si lo que sucede es que el gato no orina, puede tratarse de una obstrucción urinaria u otra patología grave que hay que tratar de manera urgente.
  • El gato maúlla de dolor cuando intenta defecar.
  • Abdomen tenso y que le duele al tacto.
  • Se pueden dar vómitos.
  • Volumen de heces menor al habitual. Algunas veces pueden presentar sangre.
  • Debido a que hay menos heces, podrás detectar que su bandeja de arena está más limpia de lo normal.
  • Heces más duras.
  • El gato come menos.
  • Empeoramiento del estado general de salud del animal. También se pueden dar cambios en su comportamiento.

Si sospechas que tu gato ha ingerido un cuerpo extraño que le puede causar estreñimiento, debes acudir de inmediato a un veterinario. Esto es así porque, más allá de la incapacidad para expulsar heces, una obstrucción intestinal no tratada a tiempo, puede causar la muerte de tu mascota.

En caso de notar los síntomas anteriormente mencionados y ante la ausencia de heces en más de 24 horas, también deberás llevar al gato al veterinario, para que este le realice una exploración.

Recuerda que alguna de las causas por las que esto puede suceder son enfermedades graves que deben tratarse.

Etiquetas: , ,
Post Anterior Siguiente Post
By
Auxiliar de Veterinaria, Graduada en Comunicación Audiovisual por la Universidad Complutense de Madrid y redactora SEO especializada en contenidos sobre mascotas. Siempre en continua formación para ampliar sus conocimientos sobre el mundo animal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno × cuatro =