Gastroenteritis en gatos

Gastroenteritis en gatos: causas, síntomas, tratamiento

La gastroenteritis en gatos es algo habitual, de hecho es una de las enfermedades más frecuentes en gatos, perros ¡y en los humanos! Si tu gato se encuentra mal, vomita y tiene diarrea, es posible que tenga gastroenteritis, pero ¿cómo saber a qué se debe? Las causas pueden ser muy variadas. Te hablamos sobre ello y te contamos qué puedes hacer.

 

Qué es la gastroenteritis en gatos

gastroenteritis en gatos
(Foto via: anipedia)

La gastroenteritis en gatos, y en cualquier otro animal, es una inflamación del estómago y el intestino que causa malestar y un desequilibrio digestivo, provocando vómitos y diarrea. El gato enfermo suele tener falta de apetito y dolor abdominal.

Cualquier gato puede padecer gastroenteritis, aunque es más frecuente entre los que tienen un sistema inmunitario algo más frágil, como los ancianos y los cachorros.

 

Causas de la gastroenteritis en gatos

Causas de la gastroenteritis en gatos

La gastroenteritis se puede deber a muchas causas, como:

  • Comer un alimento en mal estado o no apropiado para gatos, incluso tóxico.
  • Envenenamiento por sustancias químicas, plantas…
  • Parásitos internos: muchos de ellos causan síntomas de gastroenteritis, aunque pueden ser comunes a otras enfermedades más graves y es fácil confundirlos. Es muy importante que desparasites periódicamente a tu gato, tanto por dentro como por fuera.

 

Tratamiento de la gastroenteritis en gatos

Tratamiento de la gastroenteritis en gatos

La gastroenteritis en gatos, generalmente, es bastante leve y se pasa sin problemas ni suponer peligros. Sin embargo, existe un tipo de gastroenteritis peligrosa llamada gastroenteritis porcina transmisible, que procede de los cerdos y se transmite a través de los pájaros. Esta gastroenteritis es grave e incluso mortal.

En el caso de la gastroenteritis común, que es leve, el tratamiento habitual es:

  • Ayuno. Al comenzar los síntomas de gastroenteritis, lo mejor es dejar pasar al menos 12 horas de ayuno para dejar que el sistema digestivo se limpie bien.
  • La gastroenteritis en gatos en sí no es peligrosa, pero hay que evitar a toda costa la deshidratación. Asegúrate de que tu gato va reponiendo líquidos, deja agua fresca siempre a su disposición.
  • Mantén una buena higiene, lava diariamente sus platos.
  • Cuando pueda volver a comer, es mejor no regresar directamente a la dieta habitual, sino darle dieta blanda hasta que termine de curarse. Puedes darle pienso para gatos con problemas digestivos o prepararle tú mismo comida casera: hierve arroz blanco, pechuga de pavo o pollo, zanahorias o calabaza, que es un excelente regulador intestinal.

Descubre más cosas sobre los remedios naturales para la gastroenteritis en gatos.

Cuándo debes acudir al veterinario

La gastroenteritis en gatos normal no es peligrosa y desaparece sola tras unos días con dieta blanda, sin necesidad de tomar  medicamentos. Sin embargo, si la cosa se complica, deberás ir al veterinario urgentemente. Algunas de las señales de que tu gato podría correr peligro son:

  • Vómitos demasiado frecuentes
  • Heces con sangre
  • Demasiada fatiga
  • Convulsiones
  • Pérdida de consciencia
  • Tics nerviosos
  • Fiebre muy alta

En estos casos, podría ser que su gastroenteritis se estuviera complicando, o incluso que se trate de otra enfermedad diferente. ¡No dudes en consultar al veterinario!

Recuerda que es muy importante cuidar siempre la salud de tu mascota. Dale una buena alimentación y estilo de vida y apenas enfermará.

Etiquetas: , ,
Post Anterior Siguiente Post