La mejor alimentación para iguanas bebé

La mejor alimentación para iguanas bebé

Cuidar de una iguana bebé en cautividad no es una tarea precisamente fácil. Las iguanas como mascotas,  son animales que demandan muchos cuidados, tiempo y dinero; en el caso de las crías, existe una dificultad extra: pocas iguanas bebés superan el año de vida en cautividad. Para evitar que mueran, es muy importante que sepas bien cómo organizar la alimentación para iguanas y que crezca bien nutrida. Te contamos cómo hacerlo.

La alimentación para iguanas

La alimentación para iguanas

La iguana es un animal herbívoro, se alimenta únicamente de vegetales. Tienen unos dientes que desgarran los alimentos, pero no pueden triturarlos; por eso no comen carne, y además necesitan comer vegetales cortados en pequeñas porciones, o bien picados. Para saber cuál es el tamaño adecuado, córtalos en consecuencia al tamaño de su boca.

Las iguanas bebé necesitan comer cada día; lo ideal es cambiar a mitad del día el contenido de su comedero con vegetales diferentes, para que coma lo más variado posible. Además, limpia regularmente los comederos para evitar que se acumulen bacterias o moho, y pon comida nueva cada día.

Las iguanas necesitan calor para sintetizar los nutrientes, por lo que lo ideal es darles de comer por la mañana, un par de horas después de que hayan recibido luz UV. Lo mejor es darle la comida a temperatura ambiente, ni muy fría ni caliente, ni mucho menos congelada.

En qué consiste la alimentación para iguanas

En qué consiste la alimentación para iguanas

Las iguanas comen lo mismo durante toda su vida. Si tienes una iguana bebé, su alimentación será igual que la de una adulta: 95% de vegetales y un 5% de frutas y pienso para iguanas.

Las mejores verduras en la alimentación para iguanas son:

  • Calabaza
  • Cilantro
  • Calabacín
  • Judías verdes
  • Apio

En cuanto a las frutas, debemos evitar los cítricos, ya que son demasiado ácidos. Las que sí son apropiadas son:

  • Higos
  • Manzana
  • Melón
  • Tomate
  • Pera
  • Papaya

Hay otros vegetales que puedes darle de vez en cuando y en pequeñas cantidades, pero de los que no debes abusar porque su composición no es la ideal y el exceso puede perjudicar a su salud:

  • Zanahoria
  • Lechuga
  • Plátano
  • Cebolla
  • Uvas

Qué alimentos NO debes dar a tu iguana

Qué alimentos NO debes dar a tu iguana

En la alimentación para iguanas es igual de importante saber qué alimentos son buenos, como saber cuáles no lo son. Hay algunos alimentos que pueden ser más o menos peligrosos para tu iguana:

  • Alimentos como las coles (coliflor, coles de Bruselas, brócoli) o el nabo pueden causar deficiencias en el tiroides.
  • Alimentos con ácido oxálico, que impide que el organismo de la iguana asimile bien el calcio; a largo plazo esto provoca problemas óseos y articulares. Son la espinaca, el apio, el ruibarbo, las acelgas, la remolacha y los pimientos.
  • Además, la alimentación para iguanas no debe contener huevos ni leche o derivados lácteos como yogur o queso. Recuerda: ¡dieta vegana!

La importancia de las vitaminas y el calcio

la mejor alimentación para las iguanas bebé

Las vitaminas y el calcio sí deben estar presentes en la dieta de tu iguana bebé, ¡los necesita para desarrollarse y crecer bien! El fósforo también es muy importante, ya que junto a la vitamina D es el encargado de absorber el calcio.

Si la dieta de tu iguana es la adecuada, estamos seguros de que le darás todas las vitaminas, calcio y resto de nutrientes que necesita, pero si lo deseas puedes consultar a un veterinario especializado en exóticos sobre los complementos vitamínicos para iguanas y complementar con ellos su alimentación, ¡siempre siguiendo sus recomendaciones!

 

¿Preparado para alimentar a tu iguana bebé?

Etiquetas:
Post Anterior Siguiente Post