Parásitos intestinales en gatos

Parásitos intestinales en gatos, ¿qué tipos hay?

Los parásitos intestinales en gatos son uno de los principales problemas de salud que pueden afectar a estas mascotas. Además, los hay muy variados. Te contamos cuáles son los tipos de parásitos que podrían afectar a tu gato de forma interna. ¡No te lo pierdas, es muy importante!

 

Tipos de parásitos intestinales en gatos

Por desgracia, los parásitos intestinales en gatos son bastante comunes. ¡Pero no todos son iguales ni les sirve el mismo tratamiento! Así que es importante conocerlos todos para poder actuar en consecuencia de la forma correcta. Los tipos de parásitos intestinales que afectan a los gatos son:

Tipos de parásitos intestinales en gatos

Gusanos redondos (nemátodos)

Los nemátodos son un tipo de gusanos parásitos muy similares a las lombrices. Dentro de los nemátodos, los que más afectan a los gatos son:

  • Nemátodos ascáridos: estas larvas eclosionan en el intestino y posteriormente afectan a otros órganos, como el hígado o los pulmones. No chupan sangre, pero se alimentan de los nutrientes que el gato ingiere cada día, por lo que puede acabar realmente enfermo.
  • Nemátodos ancylostómidos: se anclan a las paredes del intestino delgado y succionan sangre. Para que sea más fácil, estos parásitos liberan un anticoagulante, por lo que si la infestación de parásitos es grande, la hemorragia puede ser muy grave.

Existe un tratamiento contra los nemátodos, que se administra de forma cíclica durante varios meses para asegurar la total eliminación de estos parásitos.

 

Gusanos planos (cestodos)

Las familias más destacadas de gusanos planos son:

  • Dipilydium Caninum: necesita un hospedador intermedio para completar su ciclo, por lo que lo suelen transmitir las pulgas y los piojos. Por eso, para acabar con este parásito es importante deshacerse también de los intermediarios transmisores.
  • Género Taenia: este lo suelen contraer a través de intermediarios roedores. La sintomatología no suele ser muy grave, pero puede perder la lustrosidad del pelo, tener picor en el ano y podrás observar las larvas en las heces.
  • Género Echinococcus: no es muy habitual en gatos, pero es importante mencionarlo porque transmite una enfermedad grave: el quiste hidatídico. Este parásito puede afectar al ser humano.

Tipos de parásitos intestinales en gatos

Parásitos microscópicos

Este tipo de parásitos intestinales en gatos son muy frecuentes en colonias callejeras y refugios, es decir, donde conviven varios gatos juntos:

  • Giardias: este protozoo da una sintomatología que puede variar en gravedad y se transmite por vía oral – fecal, es decir, por contacto directo con las heces de un animal infectado.
  • Coccidios: afectan especialmente a gatos jóvenes. Por lo general no suelen dar sintomatología grave, el problema es que a menudo se dan en paralelo con infecciones bacterianas, lo que empeora mucho el estado del animal.
  • Toxoplasmosis: el gato es el hospedador definitivo y lo contrae al ingerir carne de animales infectados, generalmente roedores.

 

Generalmente, todos estos parásitos intestinales en gatos tienen tratamiento, ¡pero recuerda! lo mejor es siempre la prevención. Desparasita tanto interna como externamente a tu mascota siempre que le toque y evita que se junte con animales infectados o que coma cosas de la calle. ¡Su salud es muy importante!

Etiquetas: , ,
Post Anterior Siguiente Post