alzheimer en gatos

Alzheimer en gatos: todo lo que debes saber

¿Sabías que también existe el alzheimer en gatos? Esta enfermedad suele aparecer cuando el felino supera los 11 años de edad. Si te preguntas “¿mi gato tiene alzheimer?”, has llegado al lugar adecuado.

¿Qué es el alzheimer en gatos?

El alzheimer en gatos, al igual que en los humanos, es una disfunción cognitiva causada por una degeneración del sistema nervioso central que se refleja en cambios de comportamiento muy marcados.

qué es el alzheimer en gatos

Pero no solo los felinos pueden padecerlo. Otras mascotas, como los perros, también lo pueden sufrir.

Es cierto que los avances en la medicina, los cuidados y la calidad de la alimentación, han hecho que los gatos sean muy longevos. Por desgracia, esta longevidad, ha traído consigo que algunos felinos, al pasar los  11 años de edad, empiecen a sufrir alzheimer.

Y sí, es cierto que con la edad todos los gatos experimentan cambios de comportamiento derivados de un deterioro cognitivo propio de la vejez, pero el deterioro causado por el alzheimer es mucho más marcado.

Síntomas del alzheimer en gatos

Entre los síntomas más habituales que podemos detectar en un gato con alzheimer, tenemos:

  • El felino deja de usar su bandeja de arena y hace sus necesidades fuera de ella.
  • Cambia su comportamiento con la familia: según cómo fuese antes, puede volverse mucho más cariñoso y reclamar más atención o mostrar agresividad.
  • Cambios en el ciclo del sueño.
  • Vocalizaciones continuas, especialmente de noche.
  • Desorientación dentro del propio hogar.
  • El gato puede deambular durante mucho tiempo.
  • Su higiene se ve perjudicada al disminuir su actividad de acicalado.
  • El felino se muestra mucho menos activo.
  • Le cuesta encontrar sus propios objetos, como sus platos o su cama.
  • Pierde la curiosidad por cazar, los juegos, etc.
  • Asimilar cambios o aprender cosas simples se vuelve excesivamente complicado.
  • No es capaz de sortear obstáculos.
  • Pierde el interés por la comida.

síntomas del alzheimer en gatos

A pesar de que estos son los síntomas más habituales del alzheimer en gatos, hay dos cuestiones importantes que no debemos olvidar.

1. Estos síntomas pueden serlo de otras patologías

El estrés, la ansiedad, los problemas musculares y otras muchas enfermedades pueden tener síntomas como estos y presentarse no solo en la vejez.

Por eso, es muy necesario que un veterinario realice las pruebas que sean necesarias para determinar si se trata del alzheimer u otra enfermedad.

2. Cada gato es un mundo

No todos los felinos muestran siempre los mismos síntomas ni en el mismo grado.

Aunque es cierto que, sean cuales sean los síntomas, irán empeorando con el tiempo, cada felino puede mostrar un conjunto de alteraciones diferentes.

Tips para ayudar a un gato con alzheimer

Lamentablemente esta disfunción cognitiva no tiene cura. Aun así, eso no significa que no puedas hacer nada por tu gato. ¡Al contrario!

Por un lado, una vez el veterinario ha determinado que se trata de alzheimer puede recetar a tu felino algunos fármacos que retrasarán el avance de la enfermedad.

Además, es aconsejable que realices algunos cambios en la dieta de tu mascota. Dichos cambios van asociados a su edad y la disminución de la actividad física.

tips para ayudar a un gato con alzheimer

Pero más que eso, hay ciertos aspectos que debes tener en cuenta en casa para ayudar a tu gato. Entre ellos:

  • No debes cambiar de sitio sus objetos. Si ya el alzheimer puede hacer que le cueste encontrarlos, imagínate si se los mueves. Eso sí, si es necesario por un problema de acceso, hazlo. Es mejor que poco a poco se acostumbre a esa nueva ubicación, que el hecho de no poder acceder a ellos nunca.
  • Ayúdale a mantener una rutina. No cambies sus horarios de comida, ni las horas que dedicabas a compartir mimos con él.
  • Juega con él. Ayúdale a mantenerse activo y entretenido por el día para que las noches las dedique a descansar.
  • Vigila su higiene. Los gatos son animales muy limpios, pero, como dijimos, debido al alzheimer pueden dejar de lado su aseo. Por ello, no dudes en cepillarle el pelo con más frecuencia para mantenerlo limpio.

Es importante que sepas que, cuanto antes se detecten los síntomas, mejores resultados se obtendrán de estos consejos. Por ello, no retrases una visita al veterinario si observas los cambios asociados con el alzheimer en tu gato.

Etiquetas: , ,
Post Anterior Siguiente Post
By
Graduada en Comunicación Audiovisual por la Universidad Complutense de Madrid (2016), con formación en Marketing Online y experiencia en la redacción de contenidos de diversa temática optimizados para SEO. Experta en contenido sobre mascotas y salud veterinaria, actualmente continúa formándose en este ámbito como Auxiliar Veterinaria.