petofilia

Petofilia: cuando el amor por tu mascota se convierte en trastorno

Adoptar a una mascota implica una gran responsabilidad. Su vida está en nuestras manos y debemos cuidarla como se merece. Sin embargo, hay personas que transforman su vida de tal manera, que esta solo gira en torno al animal, convirtiéndose en una obsesión. Esto se conoce como petofilia.

¿Qué es la petofilia?

Se conoce como petofilia al amor exagerado de una persona por su mascota, lo que le causa un trastorno, ya que la vida y cuidados del animal están por encima de los propios deseos del humano.

petofilia

En ocasiones, la persona es consciente de este problema, pero siente tal obligación hacia los cuidados de su mascota que es incapaz de cambiar.

Todo ello comienza con una personificación del animal, tratándolo como si fuese humano, pero hasta puntos muy preocupantes.

Por ejemplo, las personas que padecen petofilia suelen gastar excesivas cantidades de dinero en el animal, aunque su economía no sea abundante.

Si alguien sufre petofilia, posiblemente se aísle de su entorno, ya que permanecer solo junto a su mascota es lo que le da satisfacción.

Ese apego excesivo de la persona acabará afectando también al animal, debido a que este puede desarrollar un gran síndrome de dependencia hacia su dueño.

petofilia

Síntomas de la petofilia

Las personas que padecen petofilia mostrarán algunos o todos estos síntomas:

Protagonista de su economía

Gastan muchísimo dinero en ropa, comida, cuidados, juguetes, tratamientos de belleza, etc. para su mascota. En ocasiones, esas sumas superan a las que destina esa persona para sí misma.

Es el centro de atención de su vida

Si tu mascota está enferma es normal que quieras cuidarla y estar junto a ella. ¡No sufres petofilia por ello!

Pero si te obsesionas por acompañarla siempre y organizas tu vida en base a ella, puede ser síntoma de este problema.

Ven a su mascota como un ser humano

Hay que querer a nuestra mascota como un miembro más de nuestra familia, pero no tratarle como un bebé al que hay que mantener vigilado constantemente.

Por supuesto que hay que brindarles cuidados, pero un animal puede quedarse en casa solo, puede comer solo cuando vaya creciendo, etc.

La persona que sufra petofilia pensará que el animal necesita unos cuidados y atenciones extremas en todo momento.

petofilia

Cambian la compañía de familiares o amigos por la de su mascota

Quien padezca petofilia preferirá y se sentirá más satisfecho cuando se encuentre junto a su mascota que cuando se reúna con familiares o amigos. Posiblemente rechace encuentros con esas personas si su mascota no puede acudir.

¿Por qué una persona puede sufrir petofilia?

Las causas que provocan que una persona pueda sufrir esta patología no están claras, pero Begoña Gallego, del Instituto de Estudios Psicosomáticos y Psicoterapia Médica, menciona tres posibles perfiles:

  • Individuos que han sufrido una experiencia traumática con otros sujetos.
  • Personas con carencias afectivas.
  • Personas con poca o nada vida social.
  • Individuos a los que les cuesta relacionarse con otras personas.

Hace unos meses se hacía viral una noticia que conmocionó a muchos. Una mujer dejaba escrito en su testamento que, cuando muriese, debían sacrificar a su perrita para que pudiesen ser enterradas juntas. Está claro que esa persona sufría un grave caso de petofilia.

Es normal que cuando una mascota llega a tu vida desees pasar tiempo con ella. ¡Es lo que debes hacer! Lo que no debes permitir es que ese amor exagerado domine tu vida. ¡Recuerda que no será bueno para ti, ni para tu mascota!

Etiquetas: , ,
Post Anterior Siguiente Post