Cuidados para perros recién nacidos

Cuidados para perros recién nacidos, ¿qué debes hacer?

¿Tienes o vas a tener cachorros en casa? Entonces necesitas conocer los cuidados para perros recién nacidos. ¡Prepárate! Los cachorros recién nacidos necesitan una serie de cuidados especiales: son muy chiquititos, frágiles… sus primeros días son esenciales para desarrollar una buena salud y crecer de forma adecuada. En este artículo tienes todo lo que necesitas para dar la mejor bienvenida a tus nuevos cachorritos.

Cuidados para perros recién nacidos

qué hacer con un cachorro que acaba de nacer

¡Bebéeees! ¡Bieeeen! ¿A quién no le gustan los cachorritos? Si tu perra acaba de parir o está a punto de hacerlo, seguramente estés muy ilusionado, deseando ver a esas pequeñas bolitas. Pero a la vez, puede que estés confuso o tengas miedo por no saber cómo tienes que cuidarlos. ¡Que no cunda el pánico! Aunque son frágiles y no es tarea fácil, vamos a ver todos los cuidados para cachorros recién nacidos.

Lo primero que debes saber es que los perritos nacen sordos y ciegos, por lo que son dependientes de su madre durante las primeras semanas de su vida. Su mami les da calor y alimento, les ayuda a hacer sus necesidades… ¡Y el resto del día lo pasan durmiendo! Es a partir de las dos semanas de vida cuando empiezan a abrir los ojos, y a partir de la tercera semana ya pueden ver y oír. ¡Incluso algunos empiezan a dar sus primeros pasos!

Alrededor del mes de edad empiezan a morder objetos y ya se mantienen de pie con bastante facilidad, ¡se pasan el día correteando detrás de su mamá como si fueran patitos! A partir de ese momento, ya puedes empezar a darles pienso, pero ¡no se lo des sólido, no pueden masticar aún! Lo mejor es ablandarlo con  agua hasta hacer una papilla.

Separa a los cachorros de su madre poco a poco, no de golpe. Deja que pasen unas cuantas horas independientes y el resto del día con ella, y ve aumentando el tiempo de independencia. Deberían ser completamente independientes alrededor del mes y medio.

Cuando tengan todos los dientes, ya pueden comer pienso seco. ¡Y recuerda! En cuanto los destetes por completo, necesitan su primera desparasitación.

 

Pero… mis cachorros no tienen a su mamá, ¿qué hago?

mis cachorros no tienen a su mamá

(Foto via: elblogdereyes)

Si por desgracia tus cachorros no tienen a su mamá, bien porque los rechazó, murió o porque los rescataste y no estaba con ellos, los cuidados para cachorros recién nacidos que no tienen a su madre son algo diferentes. ¡Pero no te preocupes! También te podemos ayudar.

Estos son los pasos que recomendamos seguir para los cuidados de perros recién nacidos sin madre:

  • Busca un lugar confortable, limpio y calentito. Para asemejar el calor de la madre, puedes poner a su lado una botella de agua tibia.
  • El lugar donde estén ubicados los cachorros debe limpiarse constantemente.
  • Si estás cuidando a un solo cachorrito, puedes poner a su lado un reloj. Así, percibirá el sonido del segundero como los latidos de un corazón y no se sentirá solo.
  •  Durante al menos la primera semana de vida, los cachorros necesitan leche materna, y no, no se puede reemplazar. En tiendas de animales puedes encontrar fórmulas de esta leche. Dales biberón cada 3 horas durante todo el día. ¡Como si fuera un bebé humano!
  • No pueden hacer pis y caca solos. Necesitan estimulación directa con un algodón humedecido. Hazlo cada vez que tomen biberón.
  • Cuando estén aprendiendo a mantenerse de pie, acarícialos desde la cabeza hasta la cola, simulando los lametones de su mamá. Esto les ayudará a aprender a caminar.

Si sigues estos cuidados para perros recién nacidos, se desarrollarán perfectamente a pesar de no tener a su madre.

Cómo cuidar a los cachorros algo más mayores

Cómo cuidar a los cachorros algo más mayores
(Foto via: perrosysusrazas)

Pasadas las primeras semanas, cuando ya son independientes, los cuidados para perros recién nacidos empiezan a cambiar.

Puedes comenzar a educarlos para que aprendan a hacer sus necesidades donde tú quieras, pero recuerda que debes tener paciencia. Mucha gente tiende a regañarlos o incluso a frotar sus hocicos en las heces cuando lo hacen donde no deben; es un gran error. ¡Están aprendiendo! Si ves a un cachorro dando vueltas, bajando el culete… cualquier señal que indique que va a hacer sus necesidades, llévalo rápido al lugar donde quieres que lo haga. Poco a poco aprenderá. ¡Recuerda darle recompensas y felicitarle cada vez que lo haga bien!

Procura no cogerlos en brazos mucho, especialmente si no tienes experiencia; cuando son tan pequeños son muy frágiles y les podrías hacer daño. Cuando lo hagas, la forma correcta es agarrarlos con las dos manos, una en su pecho y la otra con sus patitas apoyadas. Deja que repose en tu pecho para que se sienta acogido y seguro.

Al mes y medio de vida, necesitan su primera vacuna.

¡Y ya está! Ya conoces todos los cuidados para cachorros recién nacidos! ¿A que no es tan complicado como creías?

 

Y tú, ¿has tenido que cuidar de un cachorro recién nacido alguna vez?

Etiquetas: ,
Post Anterior Siguiente Post