Los cuidados de los perros de raza pequeña

Los cuidados de los perros de raza pequeña

Son muchos los que a la hora de elegir a su mascota, se decantan por la vitalidad y alegría de los perros de raza pequeña, pero a  pesar de su pequeño tamaño, no debemos olvidar que requieren una gran responsabilidad a la hora de hablar de sus cuidados.

Para todos los que tengáis a un pequeño huésped en casa, os dejamos algunas indicaciones y consejos, que os serán de gran utilidad si queréis garantizar que vuestro perro luzca un aspecto saludable por dentro y por fuera.

La alimentación de los perros de raza pequeña

La alimentación, tan importante cómo el aire que respiramos.

Cuando sales a comprar comida para tu perro y entras en tu tienda habitual, seguro que te has dado cuenta del extenso menú de opciones que se despliega ante tus ojos. ¿Que debo elegir?

Principalmente, en las tiendas de alimentación para mascotas, las secciones se dividen por tipos de mascota y tamaño. Cuando encuentres la sección de perros, fíjate en las opciones específicas para perros de tamaño pequeño, ya que al igual que ocurre con nosotros, cada perruno tiene sus propios productos, adaptados a sus necesidades.

Los cuidados de los perros de raza pequeña

La pequeña complexión corporal de estos perros hace que coman más frecuentemente. ¿Por que? Para mantener la temperatura corporal. Además, en épocas de bajas temperaturas como por ejemplo en invierno, es muy común que veamos que nuestros pequeños tiritar. Este es su mecanismo de defensa para regular sus niveles de temperatura. Por eso, es muy importante seguir una alimentación específica y adecuada para ellos, que les ayudará a mantener el calor. ¡Seguro que te lo agradecen!

Otra de las situaciones comunes que viviréis en casa es la hora de las comidas en familia. Coger el hábito de echarle restos de comida mientras coméis puede ser muy perjudicial, tanto para él como para ti. Muchos tendréis la tentación de hacerlo al ver a vuestro pequeñín rondando la mesa con ojitos de pena… pero ¡no! ¡Detente! !No lo hagas!

El perro tiene su propia comida y tiene que acostumbrarse a ella. No es saludable que ingiera alimentos que no sean específicos para su dieta ya que nuestra comida puede causarle acumulación de sarro en la boca, daños en el estómago y mal aliento. Además es un hábito muy molesto. Si  se acostumbra a hacerlo, no dejará de acercarse a la mesa para pediros comida.

Una buena salud bucal

La salud bucal de tu mascota, es tan importante como su alimentación. Además, en el caso de los perros de menor tamaño es especialmente importante ya que sufren más que los perros grandes.

A continuación, os dejamos diferentes opciones y consejos que podéis poner en práctica para ayudarle a tu perruno a que luzca una sonrisa saludable:

  1. La limpieza bucal debe realizarse con frecuencia, al menos 3 veces por semana
  2. Bajo ningún concepto utilicéis vuestra pasta o cepillo de dientes. En las tiendas podéis encontrar kits de limpieza específicos que son estupendos
  3. Acostumbra a tu pequeño desde que es cachorro. Al principio, puedes ayudarle limpiándole los dientes con los dedos. Mas adelante, usa el cepillo de tu kit limpiador o puedes usar una fundita que se coloca en el dedo. La funda es fácil de usar y te permitirá llegar a las zonas mas complicadas.
  4. Culmina la limpieza tu mascota con enjuague bucal para mascotas. Es ideal para evitar bacterias en la boca y garantizar un aliento fresco y sano. Os lo recomendamos sobre todo a aquellos que os cueste más hacerlo porque el perro no se deje.
  5. Utiliza juguetes. Mientras le estas limpiando los dientes, dale alguna distracción para que asocie ese momento del día con algo divertidísimo.

El cuidado de las uñas

Cortarle las uñas a tu perro, otro de los grandes dilemas para sus dueños. Aunque este momento no suele ser muy agradable para ninguno de los dos, es necesario hacerlo. Además, en el caso de los perros de raza pequeña lo es más todavía, ya que pasan menos tiempo jugando en la calle y no se les desgasta tanto de forma natural.

Si vas andando por la calle con tu mascota y escuchas un ligero ruido contra el suelo ¡Ha llegado el momento de la manicura perruna!

Puedes cortarle las uñas tú mismo o puedes llevarle al veterinario. Si decides hacerlo tú, utiliza los elementos adecuados: un cortauñas para perros, polvo astringente por si el pequeño sangra y gasas.

Escoge un momento en el que esté tranquilo y relajado para que todo transcurra con mas facilidad. Puedes utilizar chuches para premiarle si se ha portado bien. No olvides que los perros son muy inteligentes, así que ayúdale a crear una asociación buena y positiva.

¡Y lo más importante! no te olvides de…

Llevarle de vez en cuando al veterinario para que le haga una revisión. Así te asegurarás de que todo va bien y podrás detectar a tiempo posibles problemas.

Etiquetas: , , , ,
Post Anterior Siguiente Post