Todo sobre el tipo 1 de adenovirus en perros

Todo sobre el tipo 1 de adenovirus en perros

El adenovirus en perros causa la hepatitis infecciosa, una enfermedad canina realmente grave. Si tienes un perro, no puedes dejar de conocer esta enfermedad, ya que si la contrae debes reaccionar cuanto antes para que reciba un tratamiento adecuado y pueda recuperarse. Hablamos del adenovirus en perros de tipo 1.

Qué es el adenovirus en perros

Qué es el adenovirus en perros

El adenovirus es un virus que afecta a gran parte de los órganos vitales, además de a los ojos y a las células de los vasos sanguíneos. Pasa al torrente sanguíneo unos pocos días después de entrar en contacto con las fosas nasales y se ubica en el hígado. El adenovirus tipo 1 tiene la capacidad de aprovechar las células blancas del cuerpo para proliferar e invadirlo cada vez más.

Generalmente, el virus permanece en la mayoría de órganos entre 10 y 14 días, pero puede permanecer en los riñones durante 6 o incluso 9 meses, por lo que sale por vía urinaria y puede contagiar a otros perros. Cuando contrae adenovirus un perro que no tiene una buena respuesta inmunológica hay riesgo de que desarrolle hepatitis crónica.

Cualquier perro puede tener adenovirus, pero es más común entre los menores de 1 año.

Síntomas del adenovirus en perros

Síntomas del adenovirus en perros

Los síntomas dependen de la capacidad de respuesta del sistema inmune, así como de la gravedad del daño celular. Los síntomas que pueden aparecer son:

  • En la primera etapa: fiebre, colapso de vasos sanguíneos, desórdenes de coagulación y problemas del sistema nervioso central. Puede matar al perro en unas horas.
  • En la segunda etapa: fiebre, vómitos, diarrea, anorexia, letargo, inflamación hepática, acumulación de líquidos en el abdomen, hematomas y puntos rojos en la piel. En raras ocasiones, presenta encefalitis.
  • Si no presenta complicaciones graves, el adenovirus en perros da vómitos, fiebre, diarrea, letargia, linfoadenopatía, inflamación hepática y dolor abdominal.
  • En aproximadamente el 20% de los casos aparece inflamación ocular y corneal, que puede remitir a los pocos días. Si no se trata, hay riesgo de glaucoma y úlcera corneal.

Tratamiento del adenovirus en perros

Tratamiento del adenovirus en perros

¿Crees que tu perro podría haber contraído adenovirus? ¡Acude al veterinario cuanto antes! Como ves, podría incluso ser letal en la primera si tu perro no tiene un sistema inmune fuerte. Allí le realizarán las pruebas necesarias para confirmar o descartar el diagnóstico del adenovirus.

Por lo general, para tratar el adenovirus en perros se suele hospitalizar al enfermo para someterlo a terapia de fluidos y así evitar que se deshidrate por los vómitos y la diarrea.

Al margen de esto, será necesario administrar el tratamiento adecuado según los problemas que se presenten: medicamentos para evitar la coagulación sanguínea, suplementos de potasio y magnesio, soporte nutricional… No todos los perros tienen por qué presentar todos los síntomas, por lo que el tratamiento variará un poco de uno a otro.

Es muy importante comenzar el tratamiento contra el adenovirus en perros lo antes posible para evitar que llegue a las fases más graves. Si se deshidrata o si la infección es muy grave, ¡podría morir!

 

Recuerda que el adenovirus en perros causa hepatitis, es muy importante que permanezcas atento a posibles síntomas. ¡No dejes que se agrave!

Etiquetas: , ,
Post Anterior Siguiente Post